Ondas de choque no dan resultado sobre "rodilla del saltador"

Reuters 25/02/2011 16:01 Actualizado: 25/02/2011 17:05

0 Comentarios

 

Media: 0

Votos: 0

Por Amy Norton

Una terapia con ondas de sonido para curar tejido lesionado no les serviría a los atletas con "rodilla del saltador", por lo menos cuando se usa sola, según un estudio publicado en American Journal of Sports Medicine.

Esta investigación se suma al debate sobre si la terapia de onda de choque es efectiva para los problemas de tendón y otras lesiones.

La terapia emite ondas de sonido a los tejidos lesionados a través de un emisor que se sostiene sobre la piel. En Estados Unidos, está aprobada para tratar la fasciitis plantar y el codo de tenista. Se utiliza más en Europa, donde fue desarrollada.

El equipo del doctor Johannes Zwerver, del Centro Médico de la Universidad de Groninga, en Holanda, reunió a 127 atletas con tendinitis patelar, una lesión del tendón que une la rótula con la tibia.

Al azar, los autores dividieron a los atletas en dos grupos: uno recibió tres sesiones de onda de choque en tres semanas, y el otro, ondas de sonido "placebo", que el dispositivo no emitía.

En los cinco meses posteriores al tratamiento, los atletas de ambos grupos dijeron que sentían menos dolor y tenían mayor habilidad deportiva. Pero no hubo diferencia entre ambas terapias.

Zwerver dijo que esto no quiere decir que las ondas de choque no sirvan.

Los atletas participantes, explicó, seguían con la práctica deportiva (baloncesto, vóleibol o balonmano) y la terapia fue el único tratamiento que recibían.

"Daría resultado dentro de un programa de rehabilitación más amplio, en el que por lo menos se reduzca la carga sobre el tendón, con menos entrenamiento y competencias, y se utilice fisioterapia para aumentar la fuerza, la coordinación y la flexibilidad", dijo Zwerver.

En el estudio, los atletas habían tenido síntomas durante menos de un año.

Según el autor, las ondas de choque deberían reservarse para los casos crónicos y resistentes de tendinopatía patelar, en los que el tendón está más degenerado. Zwerver añadió que ensayos con animales sugieren que la terapia con ondas de choque regeneraría el tejido dañado.

En general, se considera que la terapia con ondas de choque es el último recurso antes de la cirugía cuando falla el resto de los tratamientos no invasivos, como el reposo, la fisioterapia y los analgésicos antiinflamatorios y los corticoesteroides inyectables para el alivio inmediato del dolor.

Pero, según el autor, todas esas opciones son limitadas contra la tendinopatía patelar.

FUENTE: American Journal of Sports Medicine, online 1 de febrero del 2011

PUBLICIDAD

No se admiten más comentarios en esta noticia