Público
Público

2010 trae subidas de la luz y el transporte aunque da un respiro en el caso del gas y autopistas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La llegada del nuevo año dará paso al encarecimiento de algunos servicios básicos, como la electricidad y el transporte, aunque también dará un respiro en el caso del gas natural y los peajes de autopista, y traerá consigo la mejora de las pensiones y el salario mínimo interprofesional (SMI).

En esta ocasión, la revisión de los precios de los servicios vendrá acompañada de varias novedades fiscales, si bien la más relevante -la subida del IVA- no entrará en vigor hasta el mes de julio.

En cuanto a los servicios básicos, la luz -una de las facturas que menos gusta en los hogares españoles- volverá a subir en 2010.

La tarifa eléctrica de último recurso (TUR), la única que fija el Gobierno y a la que actualmente se acogen 22,7 millones de hogares y pequeñas empresas, subirá a partir del 1 de enero el 2,64 por ciento.

Según cálculos del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, la subida de la TUR sin discriminación horaria supondrá un incremento mensual de 89 céntimos para un consumidor tipo medio (aquel que consume unos 293 kilovatios hora al año).

Por su parte, la TUR con discriminación horaria -antigua tarifa nocturna- no se encarecerá.

Tampoco sufrirán incrementos los beneficiarios del denominado bono social, al que tienen derecho las primeras residencias con potencias instaladas iguales o inferiores a los 3 kilovatios (kw), así como los pensionistas de más de 60 años que cobren pensiones mínimas, las familias numerosas y aquellas con todos sus miembros en situación de desempleo.

Según Industria, los consumidores que tienen TUR con discriminación horaria y los usuarios acogidos al bono social suman en conjunto 4,2 millones de hogares.

También darán un respiro los precios del gas natural para usuarios domésticos, las tarifas T1 (sin calefacción) y T2 (con calefacción), que permanecerán invariables en su revisión trimestral.

En el sector del transporte destacan las subidas aplicadas en los billetes de Renfe, que serán del 4 por ciento en los servicios de Alta Velocidad y larga distancia, y del 6 por ciento en los trenes de Cercanías y de Media Distancia.

A ello habrá que sumar las revisiones al alza en las tarifas de transporte urbano en varias ciudades españolas; destaca en Madrid la subida del metrobus de diez viajes, de 7,4 a 9 euros, lo que implica un encarecimiento del 21,6 por ciento.

En cambio, los usuarios han recibido la buena noticia de la rebaja, aunque muy leve, de las tarifas de las autopistas de peaje dependientes de la Administración General del Estado, que bajarán entre el 0,48% de la de Estepona-Guadiario y el 0,05% en las demás; excepcionalmente, la autopista Villalba-Adanero aplicará una subida del 2,39 por ciento.

En el área de telecomunicaciones, la CMT ha decidido mantener congelada, por segundo año consecutivo, la cuota de abono de línea fija de Telefónica en 13,97 euros (más IVA), lo que ayudará a reducir la diferencia de precios respecto a la media europea.

En materia fiscal destaca la subida del IVA, aunque su entrada en vigor no llegará hasta el 1 de julio.

El incremento afectará al tipo general, que se elevará dos puntos, hasta el 18 por ciento, y al reducido, que subirá un punto, hasta el 8%, mientras que el IVA superreducido para productos básicos se mantendrá en el 4%.

En cuanto a las rentas del capital, sube a partir de enero la tributación de todos los instrumentos de ahorro -como incrementos patrimoniales, depósitos bancarios o dividendos, entre otros- que hasta ahora tenían un gravamen del 18 por ciento.

A partir de ahora, las ganancias del capital hasta 6.000 euros se gravarán al 19%, mientras que los importes superiores tributarán al 21%.

Por otro lado, se mantiene la deducción de los 400 euros para las rentas con base imponible inferior a 8.000 euros y con carácter progresivo hasta 12.000 euros anuales, lo que beneficiará a dos millones de personas.

La llegada del nuevo año también trae consigo la revisión de las pensiones, que en esta ocasión implica subidas del 1% para las pensiones contributivas y de entre el 2% y el 4,87% para las mínimas.

Asimismo, el salario mínimo interprofesional se situará en 633,30 euros brutos al mes, lo que supone una subida del 1,5% respecto al que se percibe este año.