Público
Público

300 subsaharianos siguen retenidos tras su intento de entrar en Ceuta

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

 La frontera que separa Ceuta de Marruecos ha sido reabierta a partir de las 10.45 horas,  después de haber permanecido cerrado desde primera hora de la mañana para evitar la entrada de alrededor de 300 inmigrantes que intentaban pasar a la comunidad autónoma. Se confirma que  ninguno de los inmigrantes ha conseguido entrar, aunque en un primer momento se afirmó que un centenar de subsaharianos habían cruzado la frontera.

Los inmigrantes intentaron acceder en un principio a través de la frontera del Tarajal y posteriormente lo hicieron por el conocido como puente del Biutz, habilitado únicamente para el paso de mercancías entre Ceuta y Marruecos. En los dos casos, los inmigrantes han sido rechazados por la Gendarmería marroquí que custodia el paso fronterizo. Según han informado fuentes policiales, las Fuerzas de Seguridad del Reino alauita y los efectivos de la Policía Nacional y la Guardia Civil desplegados en el Tarajal han colaborado para rechazar a los inmigrantes, parte de los cuales permanecen retenidos en la explanada ubicada justo antes de la frontera marroquí de Bab Sebta.

Los inmigrantes están siendo puestos a disposición de la Jefatura Superior de Policía en aplicación de la Ley de Extranjería, para posteriormente ser alojados en el Centro de Estancia Temporal (CETI), cuya ocupación asciende con esta entrada a más de 950 personas, cuando su capacidad óptima es de 480, según ha explicado el delegado del Gogierno en Melilla, Abdelmalik El Barkani.

El pasado 17 de septiembre un grupo de 90 personas logró llegar a territorio español a nado después de que 350 lo intentasen simultáneamente. Al día siguiente, otros 200 fueron rechazados por las Fuerzas de Seguridad en el mismo espacio.

(Seguirá ampliación)