Público
Público

340.000 universitarios se quedarían sin beca con los nuevos requisitos de Wert

Esa es la estimación que hizo el consejero andaluz de Educación antes de entrar en la Conferencia de Política Universitaria que preside el ministro

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Unos 340.000 alumnos del millón y medio total que en la actualidad cursan estudios en las universidades españolas no cumplirían los nuevos requisitos para becas del próximo curso, según una estimación del consejero de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo de Andalucía, Antonio Ávila.

Ávila hizo estas declaraciones antes de entrar en la Conferencia de Política Universitaria que preside el ministro José Ignacio Wert. Aportó datos extrapolados de la cifra de Andalucía, 90.000 universitarios, es decir, el 40% del total de esa comunidad no cumplirían los requisitos, que incluyen tener un 6,5 para acceder a la Universidad.

El consejero aseguró que venía a la reunión 'en positivo' porque, independientemente de la circunstancia económica, hay 'una situación evidente de demanda social en torno a una preocupación que es el futuro universitario' de los estudiantes en cuanto a las becas.

'Hoy estamos aquí los máximos responsables en esta materia de España' y el ministro 'no tiene que escuchar a un consejero andaluz o socialista sino al clamor que hay en la sociedad' en cuanto a un tema que 'afecta a la igualdad'.

Por su parte, la consejera asturiana Ana González (PSOE) ha manifestado al entrar en la reunión su 'total rechazo' a una 'propuesta clasista' de becas que, en su opinión, 'solo pretende que estudie la gente que tiene dinero'.

González criticó la política de 'esfuerzo' que defiende Wert señalando que todos los estudios, incluso los del Ministerio, demuestran que las personas que tienen beca obtienen como mínimo un 14 por ciento mejores resultados que los que no becados.

Y el director general de Universidades de Catalunya, Antoni Castellá, enfatizó también su postura contraria a los nuevos requisitos; 'no nos gustan', afirmó.

Esta reunión se produce después de que la mayoría de la comunidad educativa -rectores, estudiantes y asociaciones de centros y padres- y de los partidos políticos hayan mostrado su rechazo a ese requisito al entender que va en contra de la igualdad de oportunidades.

El presidente del Congreso, Jesús Posada, que ha confesado haber obtenido cuarenta matrículas de honor en su etapa de estudiante, ha defendido la necesidad de primar el esfuerzo en la universidad de forma que se establezca una nota mínima para obtener beca, tal y como ha planteado el Ministerio de Educación.

En declaraciones en los pasillos del Congreso, Posada ha subrayado que es necesario distinguir entre la enseñanza secundaria, que debe amparar al mayor número de alumnos, de la universidad donde 'debe primarse el esfuerzo' y fijarse un determinado nivel 'más alto que en secundaria'.

Posada, premio extraordinario de Bachillerato, ha reconocido que puede haber alumnos universitarios que compatibilizan sus estudios con el trabajo y eso les impide sacar mejores notas, pero ha insistido en que el legislador no puede mirar 'caso por caso' sino establecer criterios objetivos para el acceso a las ayudas.