Público
Público

Los accidentes mortales en el trabajo bajan un 12,6% en 2007 e "in itinere" el 6,7%

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El número de trabajadores que fallecieron en 2007 en accidente laboral fue de 844, el 12,6 por ciento menos que en 2006, mientras que los muertos "in itinere (en el camino de casa al trabajo o viceversa)" ascendieron a 347, el 6,7 por ciento menos.

Según el Boletín de Estadísticas Laborales (BEL) del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, el pasado año perdieron la vida en su puesto de trabajo 122 personas menos que en 2006, mientras que "in itinere" descendió en 25.

En total, en 2007 hubo 1.788.016 accidentes laborales, 71.359 más que en 2006, el 4,2 por ciento más.

De ellos, 1.032.435 requirieron baja, 2.062 más que en 2006, el 0,2 por ciento más; y 755.581 no, 69.297 más, el 10,1 por ciento más.

De los que necesitaron baja, 934.351 ocurrieron en el puesto de trabajo, 392 menos; y 98.084 se produjeron "in itinere", 2.454 más (el 2,6 por ciento más).

De los accidentes con baja en el tajo, 924.774 fueron leves, 230 menos que en 2006; 8.733 fueron graves (40 menos) y 844 mortales (122 menos).

En cuanto a los accidentes con baja "in itinere", los leves fueron 95.833 (el 2,7 por ciento más), los graves 1.904 (el 3,5 por ciento menos) y los mortales 347 (el 6,7 por ciento menos).

Además en 2007, se detectaron 21.774 casos de enfermedad profesional (el 21,6 por ciento menos), de los que 18.511 terminaron con baja (el 37,4 por ciento menos) y 3.263 no (el 68 por ciento más).

Si se desglosan los accidentes laborales por Comunidades, la que más accidentes mortales tuvo fue Andalucía (195, de los que 143 fueron en el puesto de trabajo y 52 "in itinere").

Le siguieron Madrid (152, de los que 98 fueron en el trabajo y 54 en el camino de ida o vuelta) y Cataluña (147, de los que 102 fueron en el tajo y 45 en los desplazamientos).

Las únicas que en 2007 no contabilizaron trabajadores muertos fueron las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla.

Por sectores, donde más siniestros mortales hubo fue en el no agrario (764, de los que 156 fueron en la industria, 282 en la construcción y 326 en servicios), mientras que en el agrario perdieron la vida 80 trabajadores.

Por ramas, la construcción se situó a la cabeza (282), seguida de transporte terrestre y por tubería (124), agricultura, ganadería, caza y silvicultura (50), Administración Pública, Defensa, Seguridad Social y Organismos Extraterritoriales (32) y pesca y acuicultura (30).