Público
Público

Acciona ganó 975 millones en 2007, el 28,9% menos, por menores plusvalías

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El grupo constructor, de servicios y energético Acciona redujo en el 28,9 por ciento su beneficio neto atribuible en 2007, hasta 975 millones de euros, como consecuencia de la menor contribución al resultado de las plusvalías obtenidas con la venta de activos.

El pasado año Acciona contabilizó unas plusvalías de 1.044 millones de euros por la venta del 15,06 por ciento de FCC y del 5 por ciento de Vocento, mientras que en 2007 únicamente se han ingresado 288 millones por la desinversión en activos no corrientes.

A pesar de la caída del beneficio neto, las cuentas remitidas por el grupo a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) muestran un incremento de la cifra de negocio del 26,8 por ciento, hasta 7.953 millones de euros, y un crecimiento del beneficio bruto de explotación (Ebitda) del 46,6 por ciento, hasta 1.407 millones.

El incremento de la cifra de negocio y del Ebitda es consecuencia, en buena medida, de la consolidación proporcional del 25,01 por ciento de Endesa, que aportó 1.203 millones de euros a la facturación total, 429 millones al Ebitda y 318 millones al beneficio antes de impuestos.

No obstante, el principal negocio de la compañía sigue siendo la división de infraestructuras, cuyas ventas crecieron el 2,3 por ciento (3.639 millones) y suponen el 56,7 por ciento del total, en tanto que su cartera de obra creció el 5,2 por ciento (5.755 millones).

Por contra, los ingresos del área inmobiliaria cayeron el 0,1 por ciento (445 millones), como consecuencia de la caída del 51,1 por ciento de las preventas de viviendas (226 millones), en tanto que la compra de suelo se redujo el 42,6 por ciento (140 millones).

La división de energía facturó el 28,4 por ciento más (1.093 millones), gracias al crecimiento orgánico en capacidad eólica instalada, que a 31 de diciembre era de 3.030 megavatios atribuidos.

El área de servicios urbanos y medioambientales tuvo una evolución negativa, con una caída de los ingresos del 3,7 por ciento (925 millones), que la compañía explica por el aumento de la competencia en el sector, el efecto del coste de reestructuración de líneas y la pérdida de licencias en los aeropuertos de Madrid, Alicante, Tenerife Sur y Tenerife Norte.

Por el contrario, la marcha del negocio de servicios urbanos y medioambientales fue positiva, con un crecimiento de los ingresos del 29,4 por ciento (757 millones), debido en parte al impacto de la incorporación de Pridesa, filial especializada en el tratamiento integral de agua.

A lo largo del pasado ejercicio, la compañía realizó inversiones por un importe total de 3.114 millones euros frente a los 7.942 millones del año anterior, que se destinados principalmente a la adquisición de una participación adicional del 4,7 por ciento de Endesa.