Público
Público

Aceite de pescado no reduciría fibrilación tras cirugía cardíaca

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El uso de suplementos deaceite de pescado no redujo significativamente la incidencia defibrilación atrial luego de una cirugía de válvula o de unbypass coronario, demostró un estudio efectuado en Australia.

No obstante, el aceite de pescado disminuyó de maneraimportante la estadía de los pacientes en unidades de terapiaintensiva (UTI), por lo que los investigadores no están listospara abandonar el análisis de este tipo de suplementos.

En un artículo publicado en American Journal of Cardiology,el equipo señala que en ensayos futuros quiere perfeccionar lasdosis y restringir el uso personal de suplementación por partede los pacientes de control.

Aunque hubo diferencias significativas en los nivelespromedio de ácidos grasos omega-3 poliinsaturados (PUFA por sussiglas en inglés) entre los grupos, en la investigación actuallos rangos se solaparon considerablemente.

El doctor Robert G. Metcalf, del Royal Adelaide Hospital, ycolegas dividieron al azar a 200 pacientes para que reciban 4,6gramos de PUFA por día, o placebo, comenzando tres semanasantes de la operación de corazón.

Se excluyó del estudio a las personas que tomabansuplementos de aceite de pescado regularmente o que comíanpescado al menos una vez por semana.

En los seis primeros días del postoperatorio, la tasa defibrilaciones atriales en el hospital fue del 43 por ciento. Laincidencia fue del 37 por ciento en el grupo que recibía aceitede pescado y del 48 por ciento en la cohorte de control.

Pareció haber una tendencia a una aparición más tardía dela fibrilación atrial en el grupo que consumía aceite depescado.

El aceite de pescado redujo significativamente el tiempo deinternación en UTI cardíaca -aproximadamente un 30 por ciento(de 95 a 67 horas)- posiblemente debido a una menor incidenciade la fibrilación atrial en ese grupo durante las primeras 24horas posteriores a la cirugía.

Los pacientes que recibieron PUFA también salieron de alta,en promedio, un día antes (8,6 frente a 9,9 días).

Los autores indicaron que los resultados los llevan aquerer seguir investigando el tema.

FUENTE: American Journal of Cardiology, online 15 de juliodel 2011