Público
Público

El actor argentino Alfredo Alcón, el "Rey Lear" de la temporada teatral

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Alfredo Alcón vuelve a España para protagonizar el "Rey Lear" de William Shakespeare, uno de los grandes textos del repertorio que siguen vivos, porque, según el actor argentino, "todos somos Lear, o ¿quién no tiene oscuramente la necesidad de reunir a sus seres queridos para que le digan cómo le quieren?"

Flanqueado por la dirección escénica de Gerardo Vera y la adaptación del dramaturgo Juan Mayorga, Alcón protagoniza un esperado montaje del Centro Dramático Nacional, que se estrena el 14 de febrero en el Teatro Valle Inclán con un amplísimo elenco de actores, desde Cristina Marcos a Miryam Gallego.

"Venía estudiando esta obra desde hace tres años con el proyecto de poder hacerla algún día. No pude hacerla en el Teatro San Martín de Buenos Aires y cuando ya pensé que me tenía que olvidar, y cuando menos lo imaginaba, suena el teléfono. Era Gerardo Vera, con quien trabajé en una serie, hace muchos años", explica con su profunda voz el veterano actor, que la última vez que pasó por España fue en 2002, con "Edipo XXI" y Lluís Pasqual.

Así, terminó el 25 de noviembre la temporada de "La muerte de un viajante" en la capital argentina, el 27 llegó a Madrid y el 1 de diciembre estaba ensayando uno de los grandes textos del repertorio.

En este sentido, afirma: "Los poetas escriben con mirada de eternidad. El 'Rey Lear' o 'Hamlet' están vivos. Es la sensación que te producen cuando los lees. Es como meter los dedos en el enchufe, recibes una carga de vitalidad impresionante. El 'Rey Lear' es como meterte en el mar; sabes que no vas a llegar nunca a atravesarlo. Pero es que el mar no está para eso, está para que te des cuenta de que hay distancias que no son las de tu nariz".

A su juicio, "estos grandes textos son ejercicios de humillación, gozosos. Si uno cree que va a llegar es tonto. Lo que te hace crecer como espectador o como actor es tender hacia esa dimensión".

Respecto de su personaje en este montaje y de los personajes de las grandes obras del repertorio, Alfredo Alcón reflexiona: "Lear o Ricardo III son grandes porque no son ajenos a nadie".

"Podemos no ser conscientes, pero ¿quién no tiene oscuramente la necesidad de reunir a sus seres queridos el día de su cumpleaños para que le digan cómo le quieren, o quién le quiere más?", prosigue el actor, quien va más allá y, en el caso de Ricardo III, se pregunta: "¿quién no ha sentido alguna vez que la naturaleza o la fortuna no fue lo suficientemente generosa con él?"

Alfredo Alcón, quien fue galardonado por toda su carrera en 2005 en la octava edición de los "Premios Clarín", dice que interpretar es un gran juego, un placer: "El que sufra en el escenario, que se dedique a otra cosa".

Este gran actor abandonó un escenario -en plena actuación con Antonio Banderas- porque unos adolescentes estaban armando follón en el patio de butacas. "No son cosas de las que me alegro, salen sin pensar. Sentí un dolor muy grande porque pensé que se reían del personaje", recuerda Alcón, quien reclama que el público comparta una pasión con los actores para respirar al mismo ritmo.