Público
Público

Los actos conmemorativos del décimo aniversario del 11-S presiden la final femenina

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Abierto de Estados Unidos tributó homenaje, en una serie de actos conmemorativos, al décimo aniversario de los atentados de los atentados del 11-S, en una emotiva ceremonia previa al inicio de la final femenina que enfrentar a la estadounidense Serena Williams y a la australiana Samantha Stosur.

La maestra de ceremonias fue la cantante y actriz Queen Latifah, artista que ya participó en la apertura del Abierto de Estados Unidos en 2002, que se dedicó también al 11 de septiembre.

Los actos comenzaron con un minuto de silencio en memoria de las víctimas de los atentados y a continuación la artista cantó el himno americano mientras entraba la bandera del país en la pista.

Una pista que exhibió en uno de sus laterales, frente al juez de silla, la inscripción "9/11/01", la forma estadounidense de escribir la fatídica fecha.

Además, también se sustituyó en la cancha el logotipo oficial del Abierto de Estados Unidos por el logotipo en recuerdo de los atentados diseñado por la ciudad. La bandera norteamericana que preside el estadio de tenis más grande del mundo ondeó a media asta en señal de duelo.

Las dos jugadoras salieron a la pista escoltadas por agentes de la policía de Nueva York, de la Autoridad Portuaria de Nueva York y Nueva Jersey y de los bomberos de la ciudad.