Público
Público

Otro acusado por la muerte de un policía en Irlanda del Norte

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un hombre de 37 años ha sido acusado de asesinar a un agente en Irlanda del Norte y comparecerá el miércoles ante un tribunal, anunció el martes la policía.

El anuncio llega después de que un joven de 17 años acusado también del asesinato del agente Stephen Carroll, que se produjo el 9 de marzo, permaneciera detenido tras comparecer ante un tribunal juvenil especial.

En total hay cuatro detenidos por el asesinato, tres hombres y una mujer, según la policía.

El IRA de Continuidad, que reclama una Irlanda unida y sin la presencia británica en la provincia, ha reclamado la muerte a tiros de Carroll.

El joven ha sido acusado de asesinar a Carroll, de pertenencia al IRA de Continuidad, de recopilar información que probablemente iba a ser utilizada por "terroristas" y de posesión de un fusil de asalto y de 26 rondas de munición.

Durante su comparecencia judicial, agentes armados, algunos antidisturbios, rodearon el tribunal en la localidad de Lisburn, próxima a Belfast.

El adolescente, que no puede ser nombrado por razones legales y que vestía vaqueros y una camiseta gris, permaneció con los brazos cruzados y no habló cuando se leyeron los cargos.

Un inspector de policía dijo que tampoco habló cuando fue interrogado. Su abogado indicó que negará los cargos, aunque no dio más detalles. El joven comparecerá por vídeo ante otro tribunal el 3 de abril.

MÁS DETENIDOS

Otro grupo disidente, el IRA Auténtico, se adjudicó la responsabilidad por la muerte de dos soldados británicos el 7 de marzo, en el peor acto de violencia visto en Irlanda del Norte en más de una década.

Los ataques afectaron la relativa calma que disfruta el territorio desde los acuerdo de paz del Viernes Santo de 1998, que terminaron con 30 años de violencia entre el Ejército Republicano Irlandés (IRA, por sus siglas en inglés) y grupos paramilitares protestantes.

Las autoridades aún están interrogando a cuatro personas en conexión con la muerte del oficial y a cuatro más en relación al asesinato de los soldados. Dos personas más quedaron en libertad en relación con el asesinato del agente, según la policía.

Seis de los detenidos han presentado una apelación a su detención continuada. Los sospechosos pueden permanecer en prisión hasta 28 días, según las leyes antiterroristas de Reino Unido.

El acuerdo de 1998 entre los partidos representantes de las comunidades protestante y católica se reforzó en 2007 con un pacto para compartir el poder en un gobierno autónomo.

Políticos católicos y protestantes han asegurado que los últimos incidentes no desbaratarán el proceso de paz, pero muchos en la provincia temen más ataques.