Público
Público

Aer Lingus rechaza la nueva oferta de Ryanair

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Ryanair, la mayor aerolínea de bajo coste de Europa, reanudó el lunes el cortejo de su rival irlandés Aer Lingus al lanzar una nueva oferta de 750 millones de euros, la mitad de lo que ofreció en 2006, cuando su OPA fue bloqueada por la Unión Europea.

La Comisión Europea rechazó la oferta argumentando que crearía prácticamente un monopolio en los vuelos de salida de Dublín hacia Europa.

Aer Lingus también la rechazó contundentemente, y el lunes su consejo de administración hizo lo mismo con la nueva OPA, diciendo que devalúa "significativamente" la antigua aerolínea de bandera.

"Se aconseja con fuerza a los accionistas de Aer Lingus que no adopten medidas en relación con la oferta", dijo la empresa.

Ryanair, que ya posee un 29,82 por ciento de Aer Lingus, indicó que la oferta de 1,40 euros por acción representaba una prima del 28 por ciento respecto al valor de las acciones de Aer Lingus en los últimos 30 días hasta el 28 de noviembre.

El consejero delegado de Ryanair, Michael O'Leary, manifestó que "no es una sorpresa" que el consejo de Aer Lingus haya rechazado la oferta.

"El problema para el consejo es que no tienen ningún otro plan para Aer Lingus", declaró en la televisión pública RTE.

En cambio, Aer Lingus dijo que sigue siendo "un negocio fuerte, con reservas significativas en efectivo y un futuro robusto a largo plazo".

La Comisión Europea no quiso hacer comentarios.

Para que la OPA prospere, Ryanair tendrá que superar la oposición del Gobierno irlandés y de los empleados de Aer Lingus, que poseen más del 25 y el 14 por ciento, respectivamente, de la aerolínea y rechazaron la oferta anterior.

La fusión crearía el cuarto mayor grupo europeo tras la creación de Air France-KLM, la compra de Swiss por parte de Lufthansa y la prevista unión entre British Airways e Iberia, según O'Leary.

Los analistas creen que esta racha reciente de fusiones da mayor posibilidades de éxito al acuerdo irlandés, aunque seguiría siendo muy discutido en la república irlandesa.