Público
Público

Los afganos no se muestran impresionados por el anuncio de Obama

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

¿Treinta mil soldados más para Afganistán? Esmatulá se encogió de hombros.

"Aunque trajeran toda América, no podrán estabilizar Afganistán", dijo el joven obrero en una esquina de Kabul el miércoles por la mañana. "Sólo los afganos entienden nuestras tradiciones, geografía y forma de vida".

El anuncio del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, de aumentar el número de tropas para intentar ganar la guerra que se prolonga desde hace ocho años no pareció impresionar a nadie en la capital afgana, donde pocos vieron el discurso en televisión en la madrugada local y menos aún pensaban que fuera a servir de ayuda.

Obama dijo que su objetivo es "desestabilizar, desmantelar y derrotar" a Al Qaeda en Afganistán y "revertir el impulso talibán". Los soldados estadounidenses, junto a al menos 5.000 más de los aliados de la OTAN, se unirán a las 110.000 tropas occidentales que ya están en el país.

El objetivo es cambiar la tendencia y acabar con los avances de los integristas islámicos, que están en su mejor momento desde que fueron derrocados en noviembre de 2001.

Pero el tendero de 25 años Ahmad Fawad dijo que no servirá de nada.

"Las tropas se destinarán a zonas pobladas, en las que los talibanes lograrán infiltrarse de algún modo y luego podrán atacarlas", afirmó. "En lugar de meter más soldados, necesitan centrarse en equipar y preparar a las fuerzas afganas, que es barato y fácil".

Muchos indicaron que esta decisión supone más muertes de civiles.

"Más tropas significa más objetivos para los talibanes, y las tropas van a combatir, y los combates desde luego causarán más muertes de civiles", dijo a Reuters el ex primer ministro afgano Ahmad Shah Ahmadzai.

"Las víctimas civiles serán otro revés para la imagen de Estados Unidos y causarán más indignación entre los afganos".

"NADA NUEVO"

Aunque Obama se dirigió claramente a los afganos, a quienes aseguró que Estados Unidos no está interesado en ocupar su país, la diputada Shukriya Barakzai mostró su decepción porque apenas habló de ayuda civil.

"Fue un discurso maravilloso para América (...) pero en lo que respecta a la estrategia en Afganistán no hubo nada nuevo, lo que es decepcionante", declaró a Reuters desde su casa. "Me parece que el presidente Obama está muy lejos de la realidad y la verdad en Afganistán".

Otros afganos, endurecidos por décadas de guerra y recelosos de tropas extranjeras contra los que han combatido en otras ocasiones, se mostraron más escépticos.

Ehsanulá, que trabaja en una oficina de cambio de divisas, se preguntó por qué Estados Unidos consiguió encontrar al ex presidente iraquí Sadam Husein pero todavía no ha encontrado al líder de Al Qaeda, Osama bin Laden, o al líder talibán mulá Mohamad Omar, que huyeron tras la invasión estadounidense.

"Esto forma parte de la continuación de la ocupación de Afganistán por parte de América", afirmó. "América está usando el asunto de la inseguridad aquí para poder enviar más tropas".