Público
Público

El agresor de Berlusconi se disculpa por su "acto cobarde"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El hombre italiano que le rompió dos dientes y la nariz a Silvio Berlusconi al lanzarle una estatuilla se disculpó con el primer ministro italiano por su "acto cobarde e imprudente", dijo el abogado del agresor.

Berlusconi pasó su segunda noche en un hospital después del ataque del domingo llevado a cabo por Massimo Tartaglia, de 42 años, que lanzó una pequeña réplica de la catedral gótica de Milán al primer ministro desde una corta distancia mientras Berlusconi firmaba autógrafos al final de un mitin.

Tartaglia, que tiene antecedentes de enfermedades mentales, actuó sólo y sin ningún interés político o militante, dijo su abogado en un breve comunicado publicado el lunes por la noche.

En una carta enviada a Berlusconi, Tartaglia expresa su "sincero pesar por un acto superficial, cobarde e imprudente en el que no se reconoció a sí mismo", sostiene el comunicado.

Los aliados de Berlusconi han descrito el ataque como el fruto de un "clima de odio" en torno al primer ministro, que frecuentemente acusa a magistrados a los que califica de "comunistas", a los medios y a la izquierda de una campaña para tratar de derrocar su Gobierno.

Figura popular pero divisoria, Berlusconi se ha enfrentado durante este año a las acusaciones de una relación inapropiada con una modelo adolescente y de acudir a fiestas con señoritas de compañía. Ahora se enfrenta a la reapertura de varios juicios en su contra.

Se espera que el primer ministro siga hospitalizado durante al menos un día más y posiblemente se mantendrá alejado de sus funciones durante unos 10 días, dijo su médico personal Alberto Zangrillo.