Público
Público

El ajuste de empleo augurado para otoño se cebará con los contratos

También afectará a los autónomos, una vez agotado el margen para el despido de trabajadores temporales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El ajuste de empleo previsto  para otoño se cebará especialmente en los trabajadores indefinidos y en los autónomos una vez agotado el margen para el despido de trabajadores temporales, según se advierte en el último Avance del Mercado Laboral que elaboran conjuntamente Analistas Financieros Internacionales (Afi) y la patronal de grandes empresas de trabajo temporal (Agett).

Los autores recuerdan que la destrucción de empleo que se produce en España desde hace un año ha tenido hasta ahora una mayor intensidad sobre el empleo temporal, que lleva retrocediendo siete trimestres consecutivos, con un millón de trabajadores menos en los últimos doce meses, lo que a su vez ha provocado una reducción récord de la tasa de temporalidad hasta el 25,2%, su nivel más bajo desde 1989.

Ya en el segundo trimestre de este año se destruyó empleo indefinido por primera vez en 14 años, al perderse 135.000 asalariados con contrato fijo en sólo tres meses. Los autores del informe advierten además que la contratación indefinida seguirá estancada mientras la actividad de las empresas no se reactive, pues éstas continuarán recurriendo a los contratos temporales para ajustar sus plantillas.

También el trabajo autónomo está sufriendo un 'descalabro', como reflejan las cifras de afiliación a la Seguridad Social del mes de julio (13.400 bajas en un mes y casi 190.000 en un año), un colectivo que, según Afi-Agett, está siendo el menos afectado por la estacionalidad y las obras del 'Plan E' puesto en marcha por el Gobierno.

Las previsiones contenidas en este informe apuntan a que la caída del empleo se intensificará en agosto y septiembre hasta una tasa interanual del -7,7%, si bien en octubre ésta se irá a niveles 'menos severos (-7,1%), de forma que se llegará al otoño con 18,6 millones de ocupados, 300.000 menos que los previstos para julio (18,9 millones).

No obstante, Afi y Agett señalan que el nivel de ocupación de la segunda mitad de 2009 'será más bajo, pero más sostenible' ante el impacto positivo del plan anticrisis y los efectos estacionales. 'Pese a ser siempre un periodo desfavorable en términos estacionales, en el segundo semestre de 2009 no se repetirá el hundimiento del mercado de trabajo que se produjo en la segunda mitad de 2008', sostienen.

Aún así, ambas entidades no contemplan para lo que resta de 2009 una recuperación sostenida del mercado laboral, de forma que la tasa de paro seguirá incrementándose, hasta alcanzar a final de año el 19,5%, y ello pese a que se seguirá moderando el ritmo de avance de la población activa.

Según este informe, los parados que llevan más de seis meses buscando empleo ya superan los dos millones. En el segundo trimestre, ha aumentado desde el 23% al 26% el peso de los desempleados que permanecen en el paro desde hace más de un año. Sólo los que llevaban menos de seis meses en esta situación han reducido su peso en el volumen total de parados, desde el 52% al 44%.

El 'efecto desánimo' a la hora de incorporarse al mercado laboral se ha intensificado especialmente entre jóvenes, varones, extranjeros y personas con educación secundaria. Sólo los mayores de 35 años, las mujeres y los universitarios se atreven a buscar empleo en las actuales circunstancias, según Afi-Agett.

Hasta 100.510 autónomos se dieron de baja en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) entre enero y julio, lo que supone un descenso del 3%, hasta los 3,2 millones de empleados por cuenta propia. Si bien, el efecto de la crisis se hace más patente si se tiene en cuenta que este porcentaje implica la pérdida de 500 autónomos al día.

Ésta es la principal conclusión de un informe elaborado Por la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), que alerta de que, aunque la pérdida de empleos entre los autónomos está siendo especialmente intensa en lo que va de año, ya se suman quince meses consecutivos de pérdidas del empleos en el colectivo.

En los últimos 12 meses, el empleo entre los autónomos se ha reducido en un 5,6% y la única esperanza es la ralentización de la destrucción del empleo en el mes de julio.

Desde ATA se asegura que, de continuar la tendencia de pérdidas de empleo entre los autónomos 'se cerrará 2009 con 200.000 trabajadores por cuenta propia menos'. 'Los autónomos somos el colectivo que más estamos sufriendo la crisis: No vendemos, no producimos, no accedemos al crédito y estamos hasrtos de la morosidad tanto privada como pública', indica la organización.