Público
Público

Ambiente es clave en el síndrome de "cabeza plana" en los bebés

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por Amy Norton

Cuando se trata del riesgo delos bebés de desarrollar una zona plana en la cabeza, elentorno es más importante que los genes.

Un estudio que se publicará en la edición de diciembre dela revista Pediatrics analizó a más de 20.000 bebés tratadospor plagiocefalia deformacional, que es una malformación en elcráneo que aparece como un aplastamiento en la parte de atrásde la cabeza.

Factores previos y posteriores al parto favorecen suaparición. Un factor de riesgo es el medio intrauterinorestrictivo, de ahí que el problema es más común en losmellizos.

Tras el parto, la presión reiterada sobre la cabeza delbebé, ya sea por dormir siempre en la misma posición o pasarmucho tiempo en una silla hamaca, causa plagiocefalia.

Pero los expertos cuestionan la importancia de lapredisposición genética. Algunos estudios hallaron que laplagiocefalia es hereditaria, pero eso podría indicarinfluencias genéticas o prácticas de crianza.

En el estudio, los autores hallaron que "ser mellizo"estaba asociado con un aumento del riesgo de plagiocefalia,aunque no hubo diferencias entre gemelos y mellizos.

Dado que los gemelos comparten todos los genes y losmellizos, sólo la mitad, los resultados sugieren que lapredisposición genética no explicaría la tendencia de laplagiocefalia en algunas familias.

Por otro lado, fueron importantes factores ambientales comola posición en el útero y al dormir. Por ejemplo, el 15 porciento de los bebés con plagiocefalia había nacido de nalgas, adiferencia del 3,5 por ciento de los partos en la poblacióngeneral.

En tanto, la posición al dormir fue el factor másimportante en la "lateralización" de la plagiocefalia. Es decirque los bebés que siempre duermen con la cabeza de lado suelendesarrollar un aplanamiento en ese lado.

"Lo que nuestro trabajo revela es que si existe unapredisposición genética a una variación como la plagiocefaliadeformacional, no existe un factor genético único, sino varios,y que habría distintos factores en las poblaciones dediversidad étnica", dijo a Reuters Health el autor principal,doctor Brian C. Verrelli.

Por otro lado, los factores ambientales serían "muyimportantes" en la aparición de la plagiocefalia, segúnVerrelli, profesor asistente de la Arizona State University.

Y eso, afirmó, quiere decir que la plagiocefalia no sólo sepuede prevenir, sino también que existe una "alta probabilidad"de tratarla fácilmente.

Desde que los pediatras comenzaron a recomendar que losbebés duerman boca arriba para prevenir la muerte súbita dellactante, los estudios revelaron un aumento en los casos deplagiocefalia.

Para contrarrestarlo, los expertos aconsejan que los bebéspasen bastante tiempo "panza abajo" supervisados cuando estándespiertos y que los padres eviten dejarlos en distintosasientos por períodos prolongados.

La plagiocefalia suele prevenirse de la misma forma: tiempopanza abajo cuando están despiertos y rotar periódicamente lacabeza de los bebés cuando están durmiendo. En algunos casos, alos bebés se les coloca un casco durante algunos meses pararemodelar el cráneo durante el crecimiento.

FUENTE: Pediatrics, diciembre del 2009