Público
Público

Andalucía se rebela contra el impuesto del 0% a la banca

La Junta asegura que seguirá aplicando el tipo autonómico pese a la medida de Hacienda y exige explicaciones a Rajoy sobre el trato de favor a las entidades

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La consejera de Presidencia e Igualdad de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha reivindicado este sábado el 'derecho' de la Administración autonómica a cobrar el impuesto andaluz sobre los depósitos bancarios toda vez que el Tribunal Constitucional ha 'avalado' esta misma semana dicha tasa. Por ello, ha exigido 'explicaciones' al Gobierno de la Nación sobre por qué ha creado un impuesto estatal en esta materia sin consultar siquiera a las comunidades autónomas que ya tenían establecido un impuesto autonómico sobre ello, como es el caso de Extremadura, Canarias y Andalucía.

Así lo ha dicho Díaz en Sevilla antes de inaugurar el primer Encuentro Socialista sobre política de vivienda y desahucios, donde ha señalado que ayer 'no daba crédito' al anuncio del Ministerio de Hacienda de crear un impuesto estatal sobre depósitos de clientes en entidades de crédito a tipo cero para evitar que las comunidades autónomas puedan aplicar uno propio.

Según la consejera, esta medida del Gobierno de Mariano Rajoy, que supone 'apoyar de manera descarada y sin acuerdo ni diálogo con las comuniades autónomas al sistema financiero' en lugar de a los ciudadanos, es 'cogerles las vueltas al Tribunal Constitucional para, una vez más, seguir ayudando a los bancos', algo que el PSOE-A no comparte porque su intención es la de 'estar al lado de los ciudadanos'. 'Esto es decirle al conjunto de los españoles que sus aliados y a quienes defienden es a la banca y no a miles de españoles que estamos pagando sus desaciertos y la especulción financiera', ha reiterado.

Ante ello, el Gobierno andaluz estudiará 'la letra pequeña' de la medida e intentará mantenerlo al considerarlo 'constitucional'. Aunque Díaz no ha querido entrar en detalles sobre si la Junta va a recurrir a los tribunales para defender este impuesto autonómico -que no se venía cobrando en Andalucía desde 2011 a la espera de conocer la decisión del TC sobre el impuesto extremeño-, sí que ha insistido en que analizará 'primero' las condiciones de este impuesto estatal porque lo que la Junta no está dispuesta a consentir es que se 'invadan competencias de Andalucía o se esté intentado hacerle el juego a la banca'.

Por eso, según ha dicho, la Junta mantendrá el impuesto autonómico sobre depósitos bancarios en los presupuestos de la comunidad para 2013 y exigirá al Gobierno que 'explique cuanto antes por qué pone un impuesto al 0% para eximir a los bancos de que contribuyan en Extremadura, en Canarias y en Andalucía y seguramente en algunas otras comunidades que se hubieran sumando'.

'Una vez que el Constitucional nos ha dado la razón, nosotros queremos ejercer nuestro derecho y ya veremos en el camino cómo se hace', ha insistido tras calificar la actitud del Gobierno de 'tramposa' al anunciar, 'casualmente y por la puerta de atrás', que baja las pensiones al conjunto de los españoles 'el mismo día que anuncia un impuesto al cero por ciento para que ni Andalucía, ni Extremadura ni Canarias pudiéramos cobrar los impuestos a los depósitos bancarios'.

'Eso es lo que representa este Gobierno, un Gobierno muy de derechas que va a salir de la crisis de la manita de los bancos. Frente a eso, nosotros queremos salir de la crisis al lado de los ciudadanos', ha reivindicado. En esa línea, ha recordado que el PSOE 'no está de acuerdo por el parche del Gobierno a los desahucios' ni con que 'se haya tocado por segunda vez en muy pocos meses la hucha de la pensiones'.

Sobre los desahucios, Díaz ha advertido que las Administraciones no pueden responder 'en la medida en que haya ciudadanos que se estén quitando la vida' y que, por tanto, 'las respuestas no pueden ser parches ni enmiendas por parte del Gobierno de la Nación', sino la toma de medidas 'coherentes' como son la reforma de la Ley hipotecaria, la aplicación 'de una vez por todas de la dación en pago' y 'acabar con las cláusulas abusivas de los bancos'.