Público
Público

"Angelina o el honor de un brigadier", al rescate de un genio llamado Jardiel

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

En España no se programa a Jardiel Poncela porque sus obras "son muy caras" de montar y porque se le tiró "a la cuneta" pero tiene tanta vigencia como Corneille y "encima" haciendo humor, según Juan Carlos Pérez de la Fuente, que dirige en El Canal "Angelina o el honor de un brigadier", uno de sus mejores textos

La obra, que se estrena el próximo jueves en los Teatros del Canal con Chete Lera y Soledad Mallol al frente de un elenco de 12 actores, es una parodia de los dramones del honor del teatro decimonónico y el donjuanismo en la que Enrique Jardiel Poncela (1901-1952) vuelve a plantear su descreimiento ante el amor y "atiza" sin piedad al clericalismo y al mundo de las apariencias.

"No vamos a descubrir ahora a Jardiel. Es uno más de los autores a los que se tiró a la cuneta, y ya está bien. Es un clásico, un renovador del humor del siglo XX que nunca se pasa de moda. ¿Es moderno el cochinillo de Segovia? ¿Un francés se pregunta si Corneille está vivo?", ha clamado Pérez de la Fuente.

El director, que se ha emocionado hasta las lágrimas cuando ha sugerido al director de los teatros, Albert Boadella, que la Sala Verde de El Canal se llame "Jardiel Poncela", ha reivindicado para los teatros públicos la "obligación" de consolidar la dramaturgia española y la recuperación del humor.

Estados Unidos, ha recordado, "descubrió" a Jardiel a comienzos de los años 30 cuando llevó al cine varios de sus títulos, de los que el más famoso fue, precisamente, "Angelina".

"No vamos a descubrir nosotros ahora a Jardiel. Debería ser parte del repertorio, pero no, resulta que es la excepción", ha lamentado, aunque ha reconocido que el teatro de este autor es "muy complejo", y "caro", porque sus puestas en escena son con muchos actores y decorados.

"Jardiel era un genio, a ver si España se entera. En Barcelona lleva sin hacerse una obra de él 50 años. ¿No está España enferma?" se ha preguntado el director, que llevará la obra a la ciudad condal a partir del año que viene.

Con su gusto por el absurdo, el sarcasmo y la ironía, Jardiel plantea la historia de Angelina, hija de don Marcial, que decide "fugarse" el mismo día de su petición de mano con Germán.

El padre y el novio, Rodolfo, les persiguen. Don Marcial se bate en duelo con Germán y le hiere, enterándose entonces de que su mujer, Marcela, le estaba engañando también con él.

Chete Lera, que interpreta al brigadier, está seguro de que el público se irá "encantado" de la función; Mallol, la define como una "obra maravillosa" en la que a ella le "toca" el papel dramático; a Jacobo Dicenta (Germán) le fascina su rol "patéticamente divertido" de galán en decadencia; y a Carolina Lapausa (Angelina) le parece "un verdadero regalo".

"Es un espectáculo redondo", ha afirmado Lapausa -la mujer del gobernador en la serie "La señora"-, que ha confesado que es uno de los papeles que más ha deseado en su carrera y que "quizá" quiso ser actriz precisamente para hacer "algo así".

El texto de la obra, con un vestuario de Javier Artiñano "que va de la Traviata a la Regenta", según el director, es el original, en verso, del que sólo se han quitado tres frases que carecían de sentido en la actualidad.

Concha Barrigós