Público
Público

Antena 3, condenada por grabar a la hija de la Duquesa de Alba

Deberá pagar 90.000 a Eugenia Martínez de Irujo por daños morales tras grabarla en el interior de su casa a través de las ventanas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Sala de lo Civil del Tribunal Supremo ha confirmado la sentencia que condena a Antena 3 a indemnizar con 90.000 euros a la duquesa de Montoro, Eugenia Martínez de Irujo, por haber invadido su intimidad al grabarla en el interior de su casa a través de las ventanas.

Las imágenes, emitidas en el programa Ahora de Antena 3 el 17 de diciembre de 2005, mostraban como Martínez de Irujo se despedía de su pareja en el interior de su casa y se acompañaban de una voz en off que realizaba comentarios sarcásticos.

La sentencia del Tribunal Supremo, de la que es ponente el magistrado Juan Antonio Xiol Ríos, desestima el recurso de casación de la cadena televisiva y confirma que ha existido una intromisión ilegítima en el derecho a la intimidad de la actora. Por lo tanto, confirma la sentencia dictada por la Audiencia Provincial de Sevilla que condenó a Antena 3 a pagar a Martínez de Irujo 90.000 euros por los daños morales ocasionados.

Los magistrados de la Sala de lo Civil consideran, tras realizar la correspondiente ponderación de los derechos constitucionales enfrentados, que en este caso prevalece el derecho a la intimidad frente al derecho a la información.

El Alto Tribunal sostiene que a pesar de la proyección pública de la hija de la duquesa de Alba, que deriva del interés que suscita su persona en los programas de entretenimiento, la información transmitida consistía en hechos que objetivamente forman parte de su intimidad, como son escenas de la vida privada en el interior del domicilio.

La sentencia también expresa que el goce de pública celebridad, el hecho de que una relación personal sea conocida y que se haya podido consentir en ocasiones determinadas la revelación de aspectos concretos propios de la vida personal, no privan a Martínez de Irujo de la protección de su derecho a la intimidad fuera de aquellos aspectos a los que se refiera su consentimiento.