Publicado: 04.11.2013 12:43 |Actualizado: 04.11.2013 12:43

Apartan del cuerpo e imputan a 8 mossos por la muerte del empresario en el Raval de Barcelona

La juez del caso ve delitos contra la integridad moral, contra la vida, obstrucción a la justicia y coacciones.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El departamento de Interior ha apartado cautelarmente del cuerpo de los Mossos d'Esquadra a los ocho agentes de la policía catalana que han sido imputados por una juez por su actuación en la detención de un empresario en el Raval, que murió tras ser golpeado por los policías, ha anunciado este lunes el conseller Ramon Espadaler.

En declaraciones a los periodistas, Espadaler ha señalado que han acordado suspender cautelarmente las funciones de estos ocho agentes ante la gravedad de los delitos que les ha imputado la juez que investiga la muerte del empresario Juan Andrés Benítez,  reducido por la fuerza por los mossos d'esquadra en una calle del Raval de Barcelona

La decisión de Interior llega poco después de que la juez que investiga la muerte del empresario del Gayxample haya imputado este lunes a varios de los agentes que participaron en su arresto, según han confirmado fuentes del Tribunal Superior de Justicia.

La titular del Juzgado de Instrucción número 20 de Barcelona ha decidido imputar a varios mossos d'esquadra por delitos contra la integridad moral, contra la vida, por obstrucción a la justicia y por coacciones.

La juez también ha decidido desimputar a El Yazid A., el hombre que se había peleado con el fallecido antes de la llegada de la policía, con lo que da credibilidad tanto a los testigos que han declarado hasta ahora como a los vídeos filmados por los vecinos en la que se ve a los mossos propinando patadas y puñetazos al detenido, que quedó desvanecido y falleció después en el hospital.

Ante la imputación de los agentes, el conseller de Interior, Ramon Espadaler, ha convocado una rueda de prensa urgente para explicar su postura, después de que la pasada semana pusiera en cuestión el informe que había hecho la Policía Nacional en el que hacía constar que el fallecido había recibido cinco puñetazos en la cabeza propinados por un agente de los Mossos d'Esquadra.

Espadaler hasta ahora ha defendido a los mossos d'esquadra que redujeron en el Raval a Juan Andrés Benítez y retó a la Policía Nacional a acreditar que los agentes le golpearon en la cabeza y no en el tronco superior, ya que cree que no queda demostrado.

La Conselleria de Interior no ha apartado hasta ahora ni ha adoptado ninguna medida cautelar contra los agentes que intervinieron el pasado día 6 de octubre en la reducción del empresario del Gayxample, que acabó falleciendo, aunque advirtió que si se acaba demostrando que le golpearon en la cabeza o si son imputados les aplicarán medidas disciplinarias.

La imputación de los agentes se ha producido después de que dos testigos explicaran a la juez que vieron un charco de sangre de 50 centímetros de diámetro en el lugar donde Benítez había sido reducido por los Mossos y que antes de la intervención policial el fallecido no presentaba heridas abiertas visibles.