Público
Público

Aplazan la liberación de la estadounidense detenida en Irán prevista para hoy

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Irán ha anunciado hoy el aplazamiento de la liberación prevista para hoy de la estadounidense Sarah Shourd, una de los tres detenidos desde hace más de un año acusados de espionaje tras entrar ilegalmente en el país, informó la agencia estatal Irna en su página web.

Aunque las autoridades habían anunciado su liberación para hoy, la agencia estatal cita al responsable presidencial de Comunicación, Mohamed Hassan Salehi, quien atribuye el aplazamiento a cuestiones legales, aunque señaló que los detalles serían dados a conocer más tarde.

El director general de la oficina de la prensa nacional del Ministerio iraní de Guía y Orientación Islámica, Ehsan Ghazizadeh Hashemi, había notificado ayer que la liberación tendría lugar hoy en el hotel "Esteghlal" de la capital.

"Este gesto se va a hacer por motivo de la celebración de Eid Fetr y muestra la amnistía islámica", afirmó este viernes Hashemi.

Shourd, de 31 años, fue detenida junto a sus compañeros Shane Bauer y Josh Fattal, ambos de 27 años, el 31 de julio de 2009 cuando, según ellos, hacían senderismo en el Kurdistán iraquí y entraron por error en territorio iraní.

La cadena estatal PressTV informó que anoche el fiscal general, Abbs Jafari-Dolatabadi, había advertido que los trámites legales no habían concluido, pero no precisó cuando sería puesta en libertad.

Las madres de los tres detenidos protestaron el pasado 30 de julio en la sede de la Misión de Teherán ante la ONU para exigir la liberación de sus hijos tras cumplir un año en una cárcel iraní.

Aseguraron que no han tenido ningún contacto con sus hijos después de la visita que el Gobierno iraní les permitió realizar a Teherán el pasado mayo, cuando pudieron reunirse con ellos por primera vez desde su detención.

El consejero de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, el general James Jones, puso recientemente la liberación de los excursionistas como una de las condiciones para que se pueda celebrar una reunión entre el presidente de EEUU, Barack Obama, y su homólogo iraní, Mahmud Ahmadineyad.