Público
Público

La Asamblea Nacional prepara la concesión de poderes especiales a Chávez entre críticas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Asamblea Nacional (AN) venezolana se mantenía hoy en sesión permanente con el fin de aprobar una ley para otorgar poderes especiales al presidente Hugo Chávez, mientras la oposición pidió a la OEA que se pronuncie contra una iniciativa que considera inconstitucional y un "golpe a la democracia".

La mayoría oficialista parlamentaria se ha fijado aprobar este jueves la norma después de haber dado ayer el visto bueno en primera discusión a la petición de Chávez de disponer de atribuciones legislativas extraordinarias para hacer frente a la crisis provocada por el temporal de lluvias que azotó Venezuela en los últimos días.

El jueves la AN discutirá, uno por uno, los cuatro artículos de que consta la propuesta y, según la presidenta del organismo, la oficialista Cilia Flores, la aprobará por amplia mayoría.

En la propuesta se establece que Chávez dispondrá durante un año de las nuevas atribuciones, lo que coincidirá a partir del 5 de enero con una nueva legislatura en la Asamblea Nacional, en la que el oficialismo tendrá mayoría pero no las dos terceras partes necesarias para aprobar leyes orgánicas y medidas extraordinarias.

El presidente venezolano ha dicho que los nuevos poderes le permitirán dictar decretos-ley con el fin de paliar los estragos causados por las lluvias y eliminar las causas de que haya habido un alto número de damnificados, oficialmente más de 130.000.

El gobernante dijo, a manera de ejemplo, que por una parte se construirán casas para quienes quedaron en la calle al tiempo que se tomarán medidas que eliminen o impidan el levantamiento de precarias viviendas en terrenos inestables o en el cauce de ríos.

La oposición, sin embargo, acusa a Chávez de querer aprovechar la situación de emergencia para solicitar los poderes especiales con fines no directamente relacionadas con la crisis y que responden a su proyecto de crear una Venezuela socialista.

La oposición también objeta que la Ley Habilitante sea aprobada cuando apenas faltan 20 días para que la actual AN cese en sus funciones y de paso al nuevo Parlamento, surgido de las elecciones de septiembre e integrado por 98 diputados oficialistas y 67 opositores.

Varios diputados opositores eligieron hoy la sede de la Organización de Estados Americanos (OEA) en Caracas para protestar contra la Ley Habilitante, pedir que ese organismo continental "se pronuncie" y declararse en "emergencia".

Además solicitaron una entrevista con el secretario general del organismo, José Miguel Insulza.

"Los diputados electos nos declaramos en emergencia porque consideramos que la pretensión del presidente de arrebatarle la misión legislativa a la nueva Asamblea constituye un golpe a la democracia", dijo a Efe la diputada opositora electa María Corina Machado en nombre de los 65 legisladores de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) que estarán en la nueva AN.

La declaración de "emergencia" significa que estarán atentos al desarrollo de la situación y que protestarán o denunciarán cualquier violación que sufra la Carta Magna.

Machado está convencida de que Chávez aprovechará sus nuevas atribuciones para aprobar "un paquete (de leyes) cubano".

"Aquí lo que existe realmente es una excusa para evitar que el (nuevo) parlamento, que es la expresión del pueblo de Venezuela, pueda devolver a los venezolanos la institucionalidad democrática", sostuvo el diputado opositor electo Alfonso Marquina.

Además, sectores críticos del gobierno aseguran que es "inconstitucional" que Chávez disfrute de las nuevas potestades más allá del 5 de enero porque sus decretos leyes se solaparán con las normas que pueda sancionar la nueva AN.

Machado calificó de "inconstitucional" ese lapso y opinó que se trata de "un golpe al Estado desde el Estado que le arrebata a la Asamblea Nacional su función legislativa".

Aunque será la cuarta vez que Chávez recibe poderes especiales, incluso con el apoyo de la oposición, según recordó a Efe el diputado del oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) Saúl Ortega, será la primera en la que el disfrute de esas facultades coincida con un cambio de Asamblea.

Chávez recibió poderes especiales en 1999, por seis meses, en 2000, por un año y en 2007 por 18 meses.