Público
Público

Asestan un duro golpe a la mafia siciliana con la detención de dos de sus jefes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Policía italiana asestó hoy un nuevo golpe a la mafia siciliana, Cosa Nostra, con la detención de dos de sus jefes Giovanni Nicchi y Gaetano Fidanzati.

Nicchi, de 28 años, fue arrestado en Palermo, en el sur de Italia, y está considerado como el principal jefe mafioso de la capital siciliana tras la detención, el pasado 15 de noviembre, de Domenico Raccuglia, informaron los medios de comunicación italianos.

Sobre él pesaba una orden de búsqueda y captura desde 2006 por asociación mafiosa y extorsión, mientras los investigadores creen que también puede estar implicado en el tráfico de armas.

Nicchi fue detenido en un apartamento situado en el centro de Palermo a poca distancia del Palacio de Justicia de la ciudad y cuyos dos propietarios también fueron arrestados acusados de complicidad.

Fidanzati, de 74 años, fue detenido en Milán, en el norte del país, cuando se encontraba junto a su cuñado y está considerado como uno de los exponentes históricos de la mafia palermitana.

Huido de la justicia desde 2008, su nombre figuraba en la lista de los treinta fugitivos más buscados de Italia.

El presidente del Gobierno italiano, Silvio Berlusconi, calificó de "golpes extraordinarios" ambos arrestos y declaró: "En Palermo hemos conseguido capturar a Gianni Nicchi, que es el número uno de Cosa Nostra (...) Creo que se trata de una bonita situación y una buena operación que debe confortar a los ciudadanos".

El ministro del Interior, Roberto Maroni, manifestó, por su parte, que "los arrestos de hoy hacen justicia tras los desvaríos de los pasados días" y se refirió a las declaraciones del ex mafioso y actual colaborador de justicia Gaspare Spatuzza, que ayer relacionó a Berlusconi con Cosa Nostra.

"Lo de Spatuzza son verdaderos desvaríos realizados por quien quiere golpear a un gobierno que está haciendo aquello que no se ha hecho contra la mafia en los últimos 50 años", comentó.