Público
Público

Una asociación exige a Garzón que devuelva la documentación tras inhibirse del caso

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Francisco Espinosa, que formó parte de la comisión que asesoró al juez Baltasar Garzón en su intento de investigar los crímenes cometidos en la Guerra Civil y el Franquismo, ha exigido que se devuelva la documentación que el magistrado de la Audiencia Nacional recibió para sus indagaciones.

Este experto y coordinador de la colectividad "Todos los nombres", que trata de recuperar la identidad de los represaliados en el Franquismo, ha dicho en una entrevista con Efe que la documentación entregada a Garzón es el "fruto de muchos años de trabajo, por lo que no queremos que se pierda".

Espinosa se ha mostrado muy crítico con la postura adoptada por el magistrado de la Audiencia Nacional.

"No se entiende que en un principio se lanzara a investigar las desapariciones en la Guerra Civil y el régimen Franquista, y de repente se inhibiera a favor de los juzgados territoriales", ha asegurado antes de denunciar cómo "Garzón dejó colgado todo lo que se había investigado hasta ahora de esa época".

Sin embargo, Espinosa cree que la decisión del juez de la Audiencia Nacional está relacionada con un intento de "cubrir la cuestión de fondo para que los diversos juzgados territoriales puedan seguir con las diligencias judiciales".

Hasta ahora, según Francisco Espinosa, "sólo se ha introducido en una base de datos que se creó cuando el juez empezó a investigar", pero esa documentación puede pasar "a un saco roto si se entrega a los diversos juzgados de instrucción", ha insistido el historiador, de paso en Salamanca donde ha pronunciado una conferencia organizada por la Asociación Memoria y Justicia.

Su queja se basaba en "la desinformación" que tienen: "No se nos dice nada. En un momento determinado, el juez nos pidió prisa, pero ahora nadie quiere saber del tema por lo que no se nos informa de los pasos que se van a seguir", ha añadido.

Por el momento, "ningún juzgado de instrucción que ha recibido la instrucción del juez Garzón ha decidido si investiga o archiva el caso", ha recordado.

La situación en la que se encuentran las diversas asociaciones para la Recuperación de la Memoria Histórica es de un "cierto desamparo", aunque tiene claro que "nadie nos parará en la investigación que tenemos abierta".

El coordinador de "Todos los nombres" considera que "lo poco que se ha conseguido se debe a la presión de las bases", porque cree que "a ningún político le ha interesado continuar con la investigación" que trate de investigar la desaparición de víctimas del franquismo.

Así, afirma que tras el auto del juez Garzón, de octubre de 2008, por el que se comenzaba a investigar judicialmente la represión franquista, "la derecha española se cerró en banda y la izquierda no tuvo muy claro por dónde iba a ir en este asunto".

Es más, en su opinión "la Ley de la Memoria Histórica que aprobó el PSOE apenas ha recogido las exigencias que le hicimos, por lo que se convirtió en un marco legal muy suave, que hizo que hasta el PP votara a favor".