Público
Público

Atenas aguanta hasta mediados de diciembre

El país necesita este mes recursos por unos 7.000 millones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El inesperado anuncio por parte del primer ministro heleno, Yorgos Papandreu, de la convocatoria de un referéndum ha sido, como en el mito griego, como abrir la bolsa de Eolo y provocar tempestades. El desembolso de los 8.000 millones del sexto tramo de rescate, que hace apenas unos días parecía seguro, ahora es más incierto tras la declaración de la UE y del FMI de que 'no se entregará el dinero antes de la celebración del referéndum'. Esta situación podría colocar al país en un punto muerto financiero. Aunque fuentes del Ministerio de Finanzas aseguran que Grecia puede cubrir sus necesidades hasta mediados de diciembre, se desconoce lo que sucederá a partir de entonces, cuando no haya fondos de la UE y el FMI.

Las necesidades actuales del país se calculan en unos 7.000 millones, sólo para noviembre. De esta cantidad, 1.700 millones son sueldos y pensiones públicas y otros 3.600 millones son para atender el vencimiento de este mes de letras del Tesoro (la financiación a corto que está captando Grecia en el mercado le está saliendo muy cara: en octubre captó unos 1.300 millones de euros a un tipo de interés del 4,86%, frente al 2,5% que ofrecían, por ejemplo, España o Italia para títulos similares). Para diciembre, las necesidades se estiman en 8.800 millones de euros, de los cuales 1.900 millones corresponden a salarios y pensiones.

Ayer comenzó en el Parlamento heleno el debate sobre la moción de censura a Papandreu

En un momento de emergencia, el Ejecutivo podría tirar del Fondo de Estabilidad Financiera heleno (una entidad de carácter privado, aunquesus fondos provienen del Estado, que se creó el verano pasado, para mantener la esta-bilidad del sector bancario), y tomar, por un corto periodo de tiempo, unos 1.500 millones de euros. La recaudación fiscal va por debajo de lo previsto y los nuevos impuestos (sobre la posesión inmobiliaria y la tasa de solidaridad) apenas han comenzado a aplicarse.

En este contexto, ayer comenzó en el Parlamento heleno el debate sobre la moción de confianza presentada por Papandreu, que concluirá el viernes por la noche.

Hoy está previsto que intervengan Antonis Samarás, líder del principal partido de la oposición, el conservador Nueva Democracia, y el resto de los portavoces parlamentarios. El resultado de la votación, todavía incierto dada la posición de algunos diputados del Pasok muy críticos con los planes del primer ministro, decidirá si antes de las urnas del referéndum se abren las urnas de unas elecciones anticipadas.