Público
Público

El Atlético teme el vacío del Calderón contra el PSV Eindhoven

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

En el Atlético de Madrid están preocupados por el efecto que puede tener sobre los jugadores el vacío de 55.000 plazas que habrá en el estadio Vicente Calderón cuando el equipo se enfrente al PSV Eindhoven en el partido de Liga de Campeones el miércoles.

La UEFA ha ordenado que el enfrentamiento en el grupo D se juegue a puerta cerrada como represalia por los altercados que empañaron la victoria del Atlético por 2-1 ante el Olympique de Marsella en estadio ajeno a principios de octubre.

El equipo imbatido de Javier Aguirre, que falló en su intento de evitar la sanción, es líder de grupo, por diferencia de goles con el Liverpool, con ocho puntos en cuatro partidos y pueden asegurarse el pase a la siguiente ronda con una victoria.

Un empate contra el campeón holandés bastaría si el Liverpool no pierde contra el Marsella en casa.

"(Jugar sin afición) es la peor sanción que se le puede imponer a un jugador", dijo el defensa colombiano del equipo Luis Perea en una conferencia de prensa el lunes.

"Preferiría tener un estadio entero en contra, porque eso es lo que hace fluir la adrenalina y te hace sentir un jugador de verdad. Va a ser muy raro", añadió.

Perea cometió penalti en el minuto 94 contra el Numancia el sábado y el Atlético empató 1-1 en la Liga.

Fue el tercer penalti al borde del tiempo reglamentario que el Atlético encaja en cinco semanas, siendo el último el que le valió un empate 1-1 en Anfield el partido anterior al del Numancia.

A pesar de estos imprevistos, el Atlético lleva nueve partidos sin perder en todas las competiciones.

El lesionado Antonio López es el único jugador con el que no podrá contar el entrenador mexicano, que parece que va a mantener la plantilla que jugó el domingo.

Para los visitantes, el cambio de estrategia que hicieron después de perder cuatro partidos seguidos funcionó en la liga holandesa, pero podría resultar peligrosa en Europa, aunque tienen que intentarlo.

Después de utilizar el sistema de 4-2-3-1 de la selección nacional, el entrenador Huub Stevens colocó a Danny Koevermans y a Danko Lazovic en la delantera con éxito.

Ambos jugadores insistieron a su entrenador para que hiciera el cambio, pudiendo así acabar con su mala forma, aunque Koevermans admitió que sería diferente en la Champions League.

"No sé si empezaremos así contra el Atlético", declaró el jugador al diario Algemeen Dagblad.

"Jugamos con dos delanteros y cuatro centrocampistas que cerraron y que pueden ser demasiados en el fútbol internacional", dijo.

"Tendremos que mantener la calma frente al Atlético y demostrar que este sistema nos va mejor", añadió. El PSV, equipo más débil del grupo D con tres puntos, perdió por 3-0 contra el Atlético en casa en septiembre.