Público
Público

Aznar propone privatizar las cajas de ahorro

Para "poner fin a la politización de estas entidades y evitar su mala gestión con fondos públicos"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El ex presidente del Gobierno José María Aznar propuso este viernes iniciar un 'proceso de transformación' de las cajas de ahorros españolas que permita 'la entrada gradual de la propiedad privada' con el fin de poner fin a la politización de estas entidades y evitar su mala gestión con fondos públicos.

Aznar lanzó esta idea durante la presentación del informe 'La reforma del sistema financiero internacional. Una propuesta con las lecciones de la crisis' en los cursos de verano de la Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales (FAES).

A su juicio, la mejor solución a la debilidad actual de algunas cajas de ahorro es que 'los inversores privados deben poder entrar en la recapitalización de las Cajas de Ahorros con derechos políticos no restringidos'.

'Ha llegado el momento de despolitizar por completo el sector de las cajas de ahorros con un proceso de transformación que comience por permitir la entrada gradual de la propiedad privada, tal como ha ocurrido en otros países europeos', dijo.

Además, Aznar criticó duramente el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) aprobado la semana pasada por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero para ayudar a las entidades financieras por tratarse de un premio de miles de millones de euros a las cajas de ahorro 'que han demostrado ser, cuando menos, incompetentes'.

El presidente de FAES aseveró que el sistema financiero 'tiene que volver a funcionar normalmente sin el apoyo de las medidas públicas temporales de emergencia que se implantaron como respuesta ante la amenaza de colapso'.

Por ello, rechazó el FROB con el que el Gobierno de Zapatero 'se dispone a premiar con miles de millones de euros, que salen de los bolsillos de las familias, de las pymes y de los autónomos, a banqueros y directivos de las cajas de ahorro que han demostrado ser, cuando menos, incompetentes'.

Afirmó que los dirigentes de esas cajas de ahorro 'en cualquier empresa, serían despedidos' mientras que este gobierno 'les premia regando con el dinero de todos a las entidades que han demostrado no saber dirigir'

Aznar insistió en que 'la recapitalización con dinero público de entidades con problemas sólo debe hacerse en aquellas que sean viables' y apuntó que 'la mejor señal sobre la viabilidad futura de una entidad financiera es que inversores privados estén dispuestos a arriesgar su dinero en ella'.

Añadió que 'en aquellas entidades que no logren demostrar su viabilidad, lo lógico sería iniciar un proceso de liquidación ordenada que proteja los legítimos intereses de los depositantes'.

Al contrario de lo mantenido por Zapatero, Aznar afirmó que 'no tiene sentido decir que no se dejará caer a ninguna entidad' porque 'deberán caer todas aquellas que resulten inviables' para 'evitar una permanente transfusión de dinero público hacia unos bancos o unas cajas de ahorros 'zombies' que lastrarían el proceso de recuperación económica'.

Asimismo, criticó que en España se den ayudas públicas a las cajas de ahorro que están mal gestionadas, mientras que en otros países como Estados Unidos los responsables 'se pudren en la cárcel, como Madoff' y en Suecia 'quien la hace, la paga'.

'En los países en los que se cree menos en el libre mercado, quienes estafan y además no devuelven lo robado pasan una temporada corta en la cárcel, y después se pasean por los platós de televisión', dijo.

Finalmente, Aznar utilizó el caso de Caja Castilla-La Mancha para denunciar que 'los responsables de haber llevado a la insolvencia a unas cuantas cajas de ahorros españolas no son peligrosos 'neocon' ni despiadados ultraliberales' sino 'más bien todo lo contrario'.