Público
Público

La banca andorrana mantendrá el secreto bancario salvo en casos excepcionales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Asociación de Bancos Andorranos (ABA) ha anunciado que mantendrá la confidencialidad de sus clientes, salvo en casos "excepcionales" delimitados por la ley prevista en la "Declaración de París" firmada por el jefe del Gobierno en funciones, Albert Pintat.

El anuncio de la ABA tiene lugar un día después de que se hiciera pública la firma, el pasado día 10, de una declaración unilateral por la que Albert Pintat, como jefe del Gobierno en funciones, se compromete a que el Principado apruebe una ley antes del 15 de noviembre que implicará un cambio parcial sobre el secreto bancario actual.

La ABA ha asegurado hoy en un comunicado que los futuros acuerdos bilaterales que Andorra firmará con países terceros como España, Francia o Portugal y que implicarán cláusulas de intercambio de información, "garantizarán la protección de los datos de los clientes con carácter general y, por lo tanto, la confidencialidad de la banca andorrana que asegura el secreto bancario".

En el comunicado, la banca andorrana destaca que tras la firma de este acuerdo, que sigue los criterios de la OCDE, Andorra "no se encontrará en peor situación que cualquiera de los países cooperadores" de la organización con sede en París.

Según la ABA, este hecho "no altera" la estabilidad del sistema financiero andorrano.

Los bancos andorranos, ante la evidente preocupación que puede haber levantado entre sus clientes el anuncio hecho ayer por el Gobierno andorrano, ha aclarado que los intercambios de información previstos "sólo serán efectivos bajo demanda justificada y fundamentada".

Añade que todo ello "sin que se puedan facilitar, en ningún caso, listados de personas, es decir, solicitudes colectivas y generalizadas de información" (en inglés 'fishing expeditions').

La banca andorrana también ha defendido su gestión durante estos años y ha recordado que la legislación andorrana "no permite estructuras opacas", como los "trust" o fundaciones privadas de interés particular para promover estructuras de inversión "off shore", es decir, fuera del territorio.

Según la ABA, el Principado "está muy lejos de estas prácticas atribuidas a los paraísos fiscales".

La nota también recuerda que el sector de la banca andorrana sigue gozando de elevados ratios de solvencia y liquidez, de un 20% y 70%, respectivamente, "gracias a una gestión conservadora y prudente", y que su rigor está avalado por organismos como el Fondo Monetario Internacional (FMI) o el Consejo de Europa.

La ABA fue fundada en 1960 y está formada por los cinco grupos bancarios del país: Andbanc, Banco Internacional Banca Mora (BIBM), Banca Privada d'Andorra, Crèdit Andorrà y Banc Sabadell d'Andorra.