Público
Público

La banca española, preparada para absorber el alza de la mora

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los bancos y cajas han reducido su beneficio neto a junio en una media del 18,6 por ciento debido a mayores dotaciones por insolvencias, pero el sistema financiero español está preparado para seguir absorbiendo en sus cuentas el previsto aumento de la mora en los próximos meses, dijo el miércoles el Banco de España.

A finales de junio, la ratio de morosidad se situaba en el 3,3 por ciento sobre el volumen total de créditos y las provisiones por insolvencias sumaron casi 63.000 millones de euros.

En el informe semestral de Estabilidad Financiera publicado el miércoles, el Banco de España dijo que cabe esperar nuevos incrementos de la morosidad mientras continúe el desempleo y el deterioro de la actividad real -- es decir hasta bien entrado 2010 -- aunque señaló que el sistema financiero español dispone de un elevado grado de resistencia gracias a los resultados recurrentes y las provisiones existentes.

"Los márgenes de explotación acumulados de 2009, 2010 y 2011 permitirían hacer frente a una pérdida en la cartera de promoción inmobiliaria de un 40 por ciento", dijo el Banco de España para agregar que una tasa de impago de este orden superaría en tres veces la tasa de mora del sector inmobiliario en la última crisis en 1993.

El banco emisor agregó que las entidades españolas cuentan con las coberturas más elevadas entre los países de su entorno y han mejorado su solvencia, aunque destacó que existen diferencias entre entidades en cuanto al nivel y a su ritmo de aumento.

El Banco de España señaló también que existen diferencias significativas entre las entidades en cuanto a su exposición al sector constructor e inmobiliario y sus respetivas tasas de morosidad.

En un gráfico, el banco emisor muestra que a finales de junio ya hay una docena de entidades financieras con tasas de morosidad en torno al seis por ciento o por encima de este nivel.

SUPERVISIÓN Y CAPITAL

El Banco de España también destacó en su informe que en el marco de unos trabajos de la Unión Europea para fortalecer los acuerdos supervisores europeos y para crear un sistema de supervisión más eficiente, se ha concretado la creación de un Consejo Europeo de Riesgo Sistémico (ESRB), responsable de la supervisión macroprudencial del sistema financiero europeo.

Este consejo tiene como objetivo prevenir y mitigar riesgos sistémicos y evitar de esta manera que los riesgos financieros se extiendan a todo el sistema.

Además, en el ámbito de la supervisión microprudencial se establece un Sistema Europeo de Supervisores Financieros (ESFS), integrado por los supervisores financieros nacionales y tres autoridades supervisoras microprudenciales.

Estas nuevas autoridades podrán adoptar decisiones legalmente vinculantes en determinados casos relacionados con el incumplimiento de normas o la existencia de desacuerdos entre supervisores.

En lo que respecta a nuevas medidas de capital, el Banco de España también señaló que el Comité de Supervisores Bancarios de Basilea (BCBS) está trabajando en varias propuestas encaminadas a reforzar el denominado 'Acuerdo de Capital de Basilea'.

"Los trabajos que se están desarrollando están relacionados con la mejora de la calidad, consistencia y transparencia del capital dentro del Tier-1; la introducción de una ratio de apalancamiento como medida suplementaria y de un estándar mínimo de liquidez", según el informe trimestral.

Según el Banco de España, está previsto que el diseño de las medidas propuestas en las distintas áreas esté concluido a finales de 2009, con el fin de poder realizar un estudio de su impacto y su calibración a lo largo de 2010.