Publicado: 09.01.2014 14:05 |Actualizado: 09.01.2014 14:05

Bankia coloca 1.000 millones en bonos en su primera emisión tras la nacionalización

El banco adjudica el doble de la deuda prevista inicialmente ante la fuerte demanda de títulos, que ha alcanzado los 3.500 millones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Bankia ha emitido 1.000 millones de euros en deuda senior a cinco años, en la que ha sido su primera operación en el mercado de capitales desde que fuera nacionalizada en mayo de 2012, según fuentes del mercado. La operación ha superado así el objetivo inicial de colocar 500 millones de este papel, lo que denota que la demanda ha sido especialmente fuerte, según estas fuentes. Concretamente, las peticiones han alcanzado los 3.500 millones de euros.

La fuerte demanda, además, ha permitido que la emisión haya sido algo más barata de lo inicialmente calculado: el precio de la emisión finalmente se ha establecido en 235 puntos básicos sobre midswap, frente a los 250 puntos previstos inicialmente.

Según Bankia, el grueso de la colocación ha ido a parar a inversores extranjeros, de hasta 25 nacionalidades diferentes. Entre éstos, el 57% de la emisión se ha colocado en inversores de Reino Unido, un 10% en Francia, un 5% en Italia, y en Alemania, Austria, los países del Benelux y Estados Unidos han tenido cuotas en el entorno del 3%. Por tipología de inversor más significativo, las gestoras de fondos han supuesto un 62%, los bancos un 12%, hedge funds un 18% y las compañías de seguros un 8%.

La última vez que la entidad acudía al mercado fue a inicios de 2012, cuando lanzó cédulas hipotecarias. Se trata de la primera emisión de bonos desde la creación de Bankia hace tres años producto de la fusión de Caja Madrid, Bancaja y otras cinco cajas de ahorros. La colocación de los bonos de la entidad nacionalizada está siendo dirigida por BAML, Commerzbank, Natixis y UBS.

Para Bankia, la operación supone además una cierta vuelta a la normalidad después de haber protagonizado entre 2012 y 2013 el mayor rescate público de la banca con fondos solicitados por 22.424 millones de euros. Tras la inyección de fondos públicos, Bankia está controlada en un 68% por el Estado. A pesar de que el Estado tiene hasta 2017 para desinvertir en Bankia diversas fuentes en bancos de inversión y altos ejecutivos de la banca española consideran que el FROB podría empezar a salir de forma gradual de su accionariado hacia finales de 2014 o comienzos de 2015.

Tras el duro proceso de saneamiento y las pérdidas multimillonarias de 2012, Bankia confirmó en octubre el cambio de tendencia esbozado en junio al superar con un beneficio atribuible de 362 millones a septiembre las estimaciones de 311 millones de los analistas. El propio presidente de Bankia ha reconocido en reiteradas ocasiones que uno de sus principales retos era mejorar los ratios de rentabilidad de la entidad para crear valor y posibilitar la devolución de las ayudas públicas.