Público
Público

Barack Obama dice que el cambio climático es urgente

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por Steve Holland

El presidente electo de Estados Unidos, Barack Obama, dijo el martes que atacar el cambio climático mundial es un "asunto urgente", mientras conversaba al respecto con el ex vicepresidente Al Gore, quien ganó un premio Nobel de la Paz por su trabajo sobre el tema.

En comentarios ante periodistas, Obama dejó en claro que adoptará una postura agresiva ante el cambio climático cuando asuma su cargo en la Casa Blanca el 20 de enero.

Obama y el vicepresidente electo, Joe Biden, se reunieron durante casi dos horas con el ex vicepresidente Gore en la oficina de transición presidencial demócrata en Chicago.

"Los tres estamos de acuerdo en que el tiempo para los retrasos se acabó, el tiempo para negarlo se terminó", afirmó Obama.

El presidente electo espera que el tratar el cambio climático pueda crear el tipo de empleos que ayudarán a sacar a la economía de Estados Unidos de una profunda recesión.

Obama ha comenzado a delinear planes para un gran programa de recuperación que ayude a estimular la economía de Estados Unidos y cree cerca de 2,5 millones de empleos.

Agregó que trabajará junto a demócratas y republicanos, empresas, consumidores y otros con urgencia sobre el asunto, para intentar alcanzar un consenso de manera audaz y agresiva para frenar el problema.

"Este es un tema de urgencia y de seguridad nacional y debe ser abordado de manera seria. Eso es lo que pretendo que haga mi Gobierno", sostuvo Obama.

Obama encontró un socio dispuesto en Gore, quien ganó el Premio Nobel en 2007 por sus años dedicados a informar sobre el calentamiento gradual del planeta y debatir contra los científicos que afirman que se trata de una tendencia que ocurre de manera natural.

No hubo discusiones sobre un posible cargo para Gore en el Gobierno de Obama. Gore ha indicado que no está interesado en un puesto a cargo del clima u otra posición en el gabinete.

Dos días después de que Obama ganara las elecciones del 4 de noviembre, la Alianza para la Protección del Clima de Gore lanzó una campaña para fomentar inversiones en eficiencia energética y en fuentes de generación renovable como la tecnología eólica o solar.

Gore y su grupo agrupan la mayoría de las organizaciones ecologistas de Estados Unidos, que creen que el Gobierno de Obama tiene una posibilidad de detener el calentamiento global.

Los críticos de George W. Bush han acusado a su saliente Gobierno de postergar el tema, pero la Casa Blanca insiste en que está tomando las medidas necesarias para atender el problema sin dañar a la economía del país.

"Tenemos la oportunidad ahora de crear empleos en todo el país, en los 50 estados, de dar nueva energía a Estados Unidos, de rediseñar el uso de la energía, de pensar en cómo aumentar la eficiencia", declaró Obama.

"(La oportunidad) de fortalecer nuestra economía, hacernos más seguros, reducir nuestra dependencia del petróleo extranjero y ser más competitivos en las próximas décadas, incluso mientras salvamos al planeta", agregó.