Público
Público

El Barça desea continuar con la perfección, y espera un tropiezo del Madrid

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Barcelona regresa a la ACB para jugar en la pista del Granada, después de darse un festín en la pasada jornada de la Euroliga, en la que derrotó sin contemplaciones al Fenerbahce, tras una exhibición de baloncesto, y que se reflejó en el tanteador con una ventaja de 34 puntos.

El equipo azulgrana desea que este estado de gracia, la perfección que llegó a alcanzar en la Euroliga, continúe en la pista del Granada, a la espera que una victoria mañana, combinada con un tropiezo del Madrid, dé a los de Xavi Pascual la opción de colocarse primeros, junto al conjunto madridista.

El Barça continúa con un casillero espectacular en la Liga, donde sólo el susto que recibió contra el Gran Canaria (67-65) le ha privado de mantener unos números inmaculados como los que presenta el Madrid (10-0).

Esta buena trayectoria tiene continuidad también en Europa, donde el equipo catalán ha ganado sus partidos con un dato incuestionable: la media en cada triunfo es de veinte puntos de ventaja sobre su oponente.

Esta situación de bonanza no es ajena dentro del vestuario azulgrana, donde uno de sus jugadores, Jordi Trías, reconoce que la situación es inmejorable.

"La realidad es que estamos jugando muy bien, estamos ganando muchos partidos y sólo esperamos que siga la racha", apuntó el jugador catalán, que recordó que en la ACB el Barcelona se ha encontrado este año otro panorama, con rivales que han sido un hueso, entre loa que sitúa al próximo rival, dadas las experiencias pasadas.

"En Granada lo pasamos siempre mal. Es un equipo muy compensado, el público está muy encima del equipo rival y sabemos que hemos de estar concentrados al máximo para poder ganar allí. La gente a veces no es consciente que los equipos que jugamos la Euroliga tienen muy poco tiempo para preparar partidos y en la ACB cualquier partido es difícil y esta falta de preparación debemos compensarla con una gran concentración porque cada detalle es muy importante", razonó.

El Barça visita la pista de un rival que vive en una zona cómoda, a pesar de que la semana pasada recibió un buen varapalo contra el líder, contra el que perdió de veinte puntos.

Para el encuentro de mañana, el Barcelona cuenta con un hecho anecdótico, ya que tres de sus jugadores debutaron en la ACB precisamente contra el Granada. Se trata de Juan Carlos Navarro, Fran Vázquez y Ricky Rubio.

Juan Carlos Navarro debutó con 17 años, en el 1997, en una victoria contra el Granada (99-75). De hecho, aquel partido le sirvió a Navarro para ser el jugador más joven en debutar en la ACB.

Fran Vázquez también debutó como jugador en un partido frente a la entidad granadina, en 2002, cuando tenía 18 años.

Mientras, Ricky Rubio lo hizo un 15 de octubre de 2005, también en un partido frente al Granada, en el que con su anterior equipo (DKV Joventut) puso los dos pies en la ACB con 14 años, 11 meses y 24 días, y con un triunfo por 72-82.

"Ahora me asusto un poco cuando lo recuerdo, ya que sólo tenía 14 años. No le di importancia, pero ahora es un partido muy especial", ha señalado el jugador en el sitio del Barça en Internet.