Público
Público

Barcelona fabricará la nueva furgoneta de Nissan este año

Los sindicatos aceptan a cambio recortar la plantilla en 1.400 personas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Nissan anunció ayer al fin que la planta de Zona Franca de Barcelona es una de las elegidas para fabricar la nueva furgoneta que se había adjudicado en un inicio a Marruecos.

Barcelona ha salido beneficiada en la redistribución de nuevos modelos, después de que la firma nipona anulara en enero la construcción de una nueva fábrica en Tánger. Pero para ello ha tenido que pagar un precio: los sindicatos han accedido a la condición impuesta por  la empresa de recortar 1.400 puestos en las fábricas de Zona Franca y Montcada.

La nueva furgoneta, la NV200, se presentó ayer mismo en el salón del automóvil de Ginebra. Empezará a fabricarse en Barcelona “antes de las vacaciones de Navidad”, anunció el director de Nissan en España, Fumiaki Matsumoto. De la Zona Franca saldrán unas 45.000 unidades cada año que se distribuirán a Europa y otros posibles mercados.

La automovilística invertirá 200 millones de euros para adecuar la planta. La furgoneta asegura carga de trabajo para 2.800 empleados hasta que en 2012 se inicie la producción de otro nuevo modelo, un coche pequeño.

El recorte de plantilla, actualmente formada por 4.200 trabajadores, se llevará a cabo porque las fábricas de Barcelona pasarán de producir los actuales modelos todo terreno Pathfinder y Navara a coches más pequeños que no requieren tanta mano de obra.

Matsumoto afirmó que las ayudas destinadas por el Gobierno han contribuido a la decisión de asignar la furgoneta a Barcelona, si bien no quiso cuantificarlas.

La consellera de Trabajo, Mar Serna, afirmó que la Generalitat complementará las ayudas del Estado a Seat y Nissan
mediante créditos. Serna dijo que las principales firmas del automóvil confirmaran su asistencia al Salón del Automóvil de Barcelona, como ya avanzó el sábado el conseller Josep Huguet a Público, tras la reunión que mantendrá mañana la patronal.

Las ventas de GM y Ford en caída libre 

Febrero fue desastroso para el automóvil en Estados Unidos. GM continúa en caída libre de sus ventas, con un retroceso del 53% respecto al año anterior, con poco más de 127.000 matriculaciones. Ford, con sólo 94.000 ventas, retrocedió un 48%.
 Por otra parte, el economista jefe de la OCDE, Klaus Shcmidt-Hebbel, desaconsejó ayer rescatar a cualquier otro sector que no sea el sistema financiero. Consideró que el dinero que varios gobiernos, entre ellos España, destina al automóvil no tiene “sentido económico” porque esta industria debe contraerse debido a su sobrecapacidad. Un informe de la organización sostiene que los gobiernos deben evitar proteger a su industria de la competencia internacional, porque el proteccionismo resulta dañino.