Público
Público

Barcelona perderá peso respecto a Catalunya

La previsión es que la región alcance los 5,2 millones antes del año 2026, y que Catalunya crezca por encima de los 8 millones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Barcelona seguirá creciendo, pero perderá peso respecto al resto de Catalunya. A día de hoy, la región metropolitana tiene 4,8 millones de habitantes sobre los 7,2 de todo el territorio. Ello supone casi el 70% de población. Las previsiones del Plan Territorial Metropolitano, cuyo anteproyecto presentó la Generalitat, es que la región alcance los 5,2 millones antes del año 2026, y que Catalunya crezca por encima de los 8 millones. La previsión dentro de estas estimaciones es que 'Barcelona pierda algo de peso debido a los crecimientos que experimentarán zonas como Girona, La Selva, Òdena o, sobre todo, Camp de Tarragona', explicó el secretario general de Política Territorial, Oriol Nel.lo.

El aumento de población vendrá básicamente por la instalación de más inmigración. La región barcelonesa 'está colmatada', motivo por el que los recién llegados elijirán instalarse en otras zonas con mayores posibilidades y demanda de trabajo. Estas áreas estarán entorno a ciudades en expansión lejos de Barcelona. 'El crecimiento dependerá de las oscilaciones económicas', señaló Nel.lo.

La Generalitat y los 164 municipios que forman la región metropolitana aprobaron el anteproyecto de ordenación territorial de todo este espacio que suma 3.200 kilómetros cuadrados, y que integra las comarcas del Alt Penedès, Baix Llobregat, Barcelonès, Garraf, Maresme, Vallès Occidental y Vallès Oriental.

El plan busca poner fin a la dispersión urbanística, concentrando el crecimiento en las principales ciudades, y ante todo entre Barcelona y el arco metropolitano que dibujan Vilanova i la Geltrú, Vilafranca, Martorell,Terrassa, Sabadell, Granollers y Mataró.

El Plan contempla como prioritario el desarrollo del transporte ferroviario, explicó el consejero de Política Territorial, Joaquim Nadal. Aún así, incorpora el Cuarto CInturón y el túnel de Horta, que connecta la capital con el Vallès a través de Collserola y al que se oponía ICV. Pero se concibe sólo como una conexión por ferrocarril.

El plan aumenta las hectáreas protegidas de las 100.000 actuales a 242.000, el 74% de toda la región. El anteproyecto se expone ahora a información pública. Nadal espera que el documento entre en vigor a principios de 2009.