Público
Público

El Barcelona y el Manchester United establecieron nuevo récord de asistencia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El partido amistoso entre el FC Barcelona y el Manchester United, que sirvió de revancha de la pasada final de la Copa de Campeones de la UEFA, también dejó un récord de asistencia de espectadores para el deleite de los organizadores del torneo amistoso "World Football Challenge".

Nada menos que 81.807 espectadores llegaron al FedEx Field, de Landover (Maryland), donde se disputó el partido, para dejar una taquilla superior a los 10 millones de dólares.

La asistencia es la mayor que se ha registrado en un partido de fútbol en el área de Washington y que hasta ahora había sido de 72.368 espectadores, los que fueron a ver el amistoso jugado entre el Real Madrid y el equipo local de la MLS, El D.C. United, en el 2009, y que tuvo también el mismo escenario.

El anticipo por parte de los entrenadores y jugadores de ambos equipos, que el partido no iba a entrar en la categoría de revancha, dado que se trataba de un amistoso, aunque buscasen cada uno de ellos la victoria, al final el 2-1 favorable al Manchester United quedó en un segundo plano ante el éxito de asistencia.

Los espectadores, que estuvieron divididos en cuanto a sus preferencias y que llegaron al campo vistiendo todo tipo de camisetas y gorras para dejar bien claro de quienes eran seguidores, fueron alabados tanto por Alex Ferguson, entrenador del Manchester United como por Josep Guardiola, del Barcelona.

"Le resto importancia al resultado contra el Barcelona, de lo que realmente estoy muy satisfecho es de la manera como el equipo ha trabajo para prepararse bien y el gran apoyo que hemos recibido por parte de miles de aficionados", destacó Ferguson.

Nada menos que 280.730 espectadores se repartieron para ver los cinco partidos que disputaron los Red Devils, y en los que consiguieron la victoria en cada uno de ellos, regresando a Inglaterra invictos durante la pretemporada.

Los actuales campeones de la Champions no podrán decir lo mismo cuando concluyan los otros dos partidos amistosos que aún les faltan por disputar contra el Guadalajara y América, respectivamente, ambos de México, porque no pudieron comenzar con victoria, pero si fueron claves en el reclamo de miles de espectadores que formaron un ambiente excepcional en las gradas del campo.

Al igual que Ferguson, Guardiola destacó la importancia de este tipo de amistosos como elemento crucial para experimentar con diferentes esquemas y hacer que los aficionados tengan un buen espectáculo deportivo.

"Jugamos con muchos jóvenes y lo hemos hecho bien todo el partido, la primera parte nos faltó un poco más de posición larga y un poquito más de velocidad, pero con el calor que hace hay que entenderlo. Lo ideal de esta situación es que podemos utilizar tantos cambios", declaró Guardiola. "Esta experiencia que han tenido (los jugadores más jóvenes) es muy importante".

Guardiola también reconoció lo emocionado que se sintió de ver camisetas del Barca por todos lados e impresionado por los miles de aficionados que llegaron al campo para ver el partido.

"Tener un estadio donde han venido más de 80.000 personas a ver el partido con Manchester-Barcelona ya es una joya, es un regalo para nosotros", subrayó Guardiola. "Si además llegan con nuestra camiseta, es que realmente nos quieren de verdad".