Público
Público

Los barones rampantes

Ocho comunidades del PP desafían a Rajoy por el déficit ‘a la carta' y la financiación autonómica. La incertidumbre sobre las candidaturas condiciona los movimientos.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El objetivo de déficit autonómico es el nuevo quebradero de cabeza de Mariano Rajoy en el Gobierno, junto al paro y a falta de una prima de riesgo que parece controlada. El plan del Ejecutivo de establecer un déficit a la carta para las Comunidades Autónomas que se vean incapaces de llegar al 1,2% del PIB, el objetivo común establecido por el momento, ha levantado muchas voces discordantes en el seno del PP, que se suman a las que ya existían y que reclamaban al Gobierno un nuevo modelo de financiación autonómica para 2014.

La discrepancia con los barones surge, paradójicamente -pero precisamente por ello-, cuando el PP tiene la mayor cuota de poder autonómico de su historia. Sin embargo, los presidentes autonómicos conservadores ya han manifestado discrepancias con Rajoy en otros asuntos, como la financiación autonómica o la sanitaria (copago) Sólo Castilla-La Mancha, presidida por la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, se mantiene fiel al Gobierno, pues aunque ha cumplido con el objetivo común, apoya el plan del déficit asimétrico. Comunitat Valenciana, Baleares y Murcia también lo respaldan, pero ellas no han cumplido los objetivos.

ALBERTO NÚÑEZ FEIJÓO (Galicia)

Precisamente por ser señalado como el delfín de Rajoy en el PP, sus críticas han sorprendido más a sus compañeros. El presidente de la Xunta cree que no se debe castigar a las comunidades que han cumplido con el déficit en 2012, como Galicia, premiando a quienes han incumplido. Aunque inicialmente, Feijóo fue uno de los más críticos con el plan del Gobierno, recientemente ha matizado estas críticas asegurando que aceptaría el déficit a la carta si se premia a quienes han cumplido, es decir, 'discriminación positiva'.

IGNACIO GONZÁLEZ (Comunidad de Madrid)

El presidente madrileño -que aguarda la confirmación de Rajoy para ser el candidato a la Presidencia de la CAM en 2015- ha sido el más contundente al asegurar implícitamente que la Generalitat de Artur Mas pretende chantajear a Rajoy con el objetivo del déficit. Es decir, si el Gobierno relaja éste a Catalunya -espera además, que sea de más de un 2%-, el Govern relajará su plan soberanista. González es de los que reclaman a Rajoy un nuevo plan de financiación autonómica para 2014; también quien estableció el copago sanitario en la Comunidad de Madrid y dio lugar a un recurso del Gobierno central ante el Tribunal Constitucional (TC). Actualmente, la medida está congelada al aceptar el TC el recurso.

JOSÉ ANTONIO MONAGO (Extremadura)

El presidente mantiene su batalla con Catalunya y utiliza el objetivo de déficit para potenciarla. Además, a sabiendas de que en el PP son comprensivos con su Gobierno respaldado por IU, ha llegado a decir que el déficit a la carta está fuera de la Constitución. Se opone frontalmente al déficit asimétrico y pide también un nuevo modelo de financiación autonómica. Monago es el barón discrepante por excelencia de las filas conservadoras y, en medio de una crítica generalizada a la subida de impuestos, se ha opuesto a la subida del IVA cultural. La semana pasada, lo bajó al 13% mediante una línea de ayudas a las empresas del sector.

JUAN VICENTE HERRERA (Castilla y León)

Castilla y León ha manifestado su oposición tajante a que se distinga entre  comunidades cumplidoras y no cumplidoras, encima, saliendo éstas beneficiadas. En presencia de Rajoy, este fin de semana, Herrera ha cargado contra Catalunya -obviando, como todos, a las también incumplidoras Comunitat Valenciana y Murcia-, por 'ser el primero en exigir un margen más ventajoso que el de los demás, pero para emplearlo precisamente en separarse de los demás'. En el mismo acto, el presidente del Gobierno apenas le contestó. El PP trabaja ya en la sucesión de Herrera en la candidatura a la Presidencia de la Junta.

LUISA FERNANDA RUDI (Aragón)

El Gobierno de la ex presidenta del Congreso ha señalado como 'línea roja' que el Ejecutivo de Rajoy no debe traspasar un objetivo de déficit 'igual para todos' los territorios. En su ataque sólo a Catalunya, el consejero de Presidencia aragonés, Roberto Bermúdez de Castro, ha subrayado que mientras unos se 'han ajustado, otros siguen gastando en embajadas y otras cosas'.

PEDRO SANZ (La Rioja)

El presidente riojano califica de 'deslealtad' que no se haya cumplido con el objetivo de déficit, aunque sólo se refiere a Catalunya en sus críticas. Como el consejero de Presidencia aragonés, Sanz esgrime el gasto de la Generalitat en 'embajadas' como argumento para rechazar tajantemente un déficit asimétrico.

IGNACIO DIEGO (Cantabria)

El jefe del Ejecutivo cántabro ha pedido a Rajoy un déficit 'común y compartido' para todas las comunidades autónomas, aunque su posición parece más flexible que la de sus homólogos y está dispuesto a aceptar alguna 'singularidad' si se basa en criterios objetivos.

ALBERTO FABRA (Comunitat Valenciana)

Aunque el sucesor de Francisco Camps apoya el déficit asimétrico por puro interés (su comunidad lidera el ranking autonómico de deuda pública), es muy crítico con el sistema de financiación autonómica actual y el comportamiento del Estado con los valencianos. Fabra se ha quejado de la 'marginación' a la que, tanto José Luis Rodríguez Zapatero como Rajoy, han sometido a la Comunitat, dándoles menos de lo que les correspondía. Como González, Fabra está inquieto por que Rajoy aún no lo haya confirmado como cabeza de cartel para las autonómicas de 2015.