Público
Público

El BCE insta a los líderes de la eurozona a ser responsables en el rescate griego

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet, instó hoy a los líderes de la eurozona a cumplir con su responsabilidad para el rescate de Grecia y les recordó que, en caso de impago total o parcial, deberán recurrir a mecanismos "aceptables" por el sistema monetario común.

"Los gobiernos son responsables en la materia", sostiene Trichet, en declaraciones que publica mañana "Financial Times Deutschland".

"Y los gobierno han sido advertidos, por todos los medios y con toda claridad, se lo he dicho repetidamente, tanto a los jefes de Estado y de Gobierno como a los ministros de Finanzas, de que en caso de suspensión de pagos de un país sus bonos estatales no pueden ser aceptados como garantía normal bancaria", añade Trichet.

El presidente del BCE responde así a pronunciamientos desde algunos países de la eurozona a favor de una reestructuración total o parcial de la deuda griega y mientras se aceleran los trabajos para la cumbre de líderes del grupo, el próximo jueves.

"Si eso ocurriera, la responsabilidad sería de los gobiernos", insiste, y no del BCE, puesto que "nuestro papel es actuar como garantes de la estabilidad y la confianza en la eurozona".

El pronunciamiento de Trichet sucede al del presidente del banco central alemán (Bundesbank), Jens Weidmann, quien advirtió hoy, desde el dominical "Bild am Sonntag", tanto contra una reestructuración de la deuda como contra los eurobonos.

"Nada destruiría más rápidamente y de forma duradera el impulso a una política presupuestaria sólida que una responsabilidad compartida sobre la deuda", apunta Weidmann, sobre los eurobonos.

La implantación de los eurobonos significaría que "los europeos y especialmente el contribuyente alemán deberían afrontar la deuda griega", prosigue el presidente del Bundesbank.

Weidmann rechaza asimismo una reestructuración de la deuda, ya que considera que ello no resolvería la situación.

"Grecia consume claramente más de lo que produce, el presupuesto estatal genera un alto déficit. Mientras eso sea así, recortar la deuda no es una solución real", argumenta.

El rechazo de Weidmann a los eurobonos es compartido por el gobierno de Berlín, cuyo ministro de Finanzas, Wolfgang Schäble, ha rechazado reiteradamente esa fórmula.

Según "Der Spiegel", Schäuble está estudiando entre otras variantes la posibilidad de una recompra de la deuda por Grecia, con el respaldo del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF).

Esta modalidad de recompra proporcionaría a Grecia unos 20.000 millones de euros, apunta ese medio.

La fórmula del "Bond Buy Back" es una de las variantes en las que se trabaja para el segundo paquete de ayuda a Grecia, como alternativa a la reestructuración.

La crisis de la deuda centrará la cumbre extraordinaria de la zona euro del próximo jueves, en que se discutirá la financiación del segundo programa de rescate de Grecia.

La cumbre tendrá lugar una semana más tarde de lo esperado, ya que Alemania frenó su convocatoria al insistir en que era necesario contar primero con algo concreto sobre lo que decidir.

Berlín, respaldada por Finlandia y Holanda, ha insistido hasta ahora en una participación de los acreedores privados, fórmula que rechaza el BCE, porque podría verse como una reestructuración.