Público
Público

Ben Kingsley busca dinero indio para su película "Taj"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El actor británico Ben Kingsley, que ganó el Oscar por su papel como Mahatma Gandhi, pone una vez más su mirada sobre India, esta vez para financiar otro papel histórico indio: el del emperador mogol Shah Jahan.

Kingsley, de 65 años, dijo a Reuters que la película, titulada "Taj", es un proyecto soñado para él pero que ese sueño que costaría hasta 27 millones de dólares (unos 18 millones de euros), dinero que espera que productores indios ofrezcan pese a la crisis económica internacional.

"Espero que inversores indios muestren algún interés en la película", declaró en una entrevista en Goa, donde asiste al Festival de Cine Internacional de India 2009.

"La recepción que he tenido aquí en Goa desde que he llegado me ha convencido de que este país es especial. Cada vez más, creo que hay un montón de directores occidentales buscando fondos en India, China y el Este".

La crisis no ha afectado a las potencias económicas asiáticas como India y China tanto como al resto del mundo, lo que según Kingsley significa que los productores indios están más dispuestos a meterse en el proyecto que sus homólogos de Reino Unido o Estados Unidos.

"No espero que un productor occidental entienda el tema del Taj como puede hacerlo un productor indio. Además, la economía india está creciendo a un ritmo rápido, y creo que mucha gente buscará dinero en India", añadió.

"Taj", que está siendo producida por la compañía de Kingsley SBK Pictures, va sobre Shah Jahan y su esfuerzo por construir el monumental Taj Mahal en memoria de su tercera mujer, la favorita Mumtaz Mahal, que falleció dando a luz a su decimocuarto hijo.

Kingsley dijo que le gustaría que la estrella de Bollywood Aishwarya Rai Bachchan, ex Miss Mundo y mujer del actor Abishek Bachchan, hiciera el papel de Mumtaz.

La película se rodará alrededor de la zona del Taj Mahal, que se construyó en Agra, en el sur de India, entre 1632 y 1635. Su estreno está previsto para 2011.

Kingsley dijo que India "tiene un lugar muy especial" en su corazón, y aseguró que disfrutaba interpretando a personajes históricos, ya que "magnifican la escala humana: es la condición en sí, no la persona, lo que me fascina".

El actor, un nombre establecido en Reino Unido y Hollywood, también hará su debut en Bollywood este año, con una película titulada "Teen Patti", también protagonizada por la estrella regional Amitabh Bachchan.