Público
Público

Benedetti vuelve al camino de la poesía con "Testigo de uno mismo"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Mario Benedetti fue hoy homenajeado en el Centro Cultural de España en Montevideo con la presentación de su nuevo libro, "Testigo de uno mismo", un poemario en el que el escritor uruguayo retorna y se reafirma como una de las piedras angulares de la poesía latinoamericana.

"Me gustaría caminar y caminar/ aprendiendo de esquinas y portales/ recorriendo centímetros de mundo", hace profesión de fe Benedetti en su nueva obra.

Este libro "es un poco el resumen de una carrera poética extraordinaria" y en él se contienen "los grandes temas de la poesía universal", afirmó en la presentación de la obra la novelista y crítica Sylvia Lago.

"Testigo de uno mismo" es el último mojón en la prolífica carrera literaria de Benedetti, quien a sus 87 años es autor de más de 80 libros que tocan todos los géneros, desde la poesía a la novela, pasando por los cuentos, el periodismo y el teatro.

Debido a su delicado estado de salud, Benedetti no estuvo presente en la presentación del libro (editado por Planeta), pero sí se pudieron escuchar sus palabras en un video, leyendo el poema "Llave Dos", un conciso ejemplo de su poesía del optimismo.

"¿Podré con esta llave/ entrar en los amores del crepúsculo?/ ojalá amemos sin bochorno/ ojalá amemos/ ojalá", aseveró el más insigne de los poetas de la "generación del 45".

También leyeron sus poemas en este homenaje, además de Lago, los poetas Rafael Courtoisie y Elder Silva, mientras los acompañaba a la guitarra el cantautor Daniel Viglietti, un gran amigo de Benedetti que también interpretó canciones inspiradas en su poesía.

"Testigo de uno mismo" se divide en tres partes, una primera compuesta de 80 poemas donde se mezcla el verso libre y la rima asonante, una sección segunda que alberga sus veinte "Sonetos de un testigo".

Las últimas treinta poesías se agrupan bajo el título "Siembras y cosechas", con una mayor flexibilidad de composición.

El anuncio de la aparición del libro se convirtió en este mes de agosto en el principal acontecimiento cultural de Uruguay y hoy podían verse los escaparates de las principales librerías de Montevideo engalanados con esta primera edición.

Además, desde hace unos días en las calles, plazas y paradas de autobús el viandante podía asistir a la lectura de los poemas de "Testigo de uno mismo" por actores de la Escuela Municipal de Arte Dramático de Montevideo.

"La idea era que Benedetti estuviera en toda la ciudad", dijo a Efe Valeria Álvarez, del Departamento de Marketing del Grupo Planeta, que también ha editado calendarios y postales con las poesías de Benedetti.

La elección del escenario de la presentación del libro tampoco fue una cuestión baladí, como subrayó en el acto la directora del Centro Cultural de España en Montevideo, Hortensia Campanella, que habló de la "intensa" relación de Benedetti con ese país.

España fue "una patria suplente" para Benedetti, su cuarto lugar de exilio, explicó Campanella, para quien el autor de "La tregua" o de "Gracias por el fuego" le ha dado "mucho" a los españoles, "sobre todo a los jóvenes".

Benedetti "ha sido paradigmático en todos los géneros" y "ha transformado la cotidianeidad en poesía", dijo por su parte Courtoisie, quien leyó varios poemas de "Siembras y cosechas", mientras Lago se decidía por los sonetos y Silva por varios temas de la primera parte de "Testigo de uno mismo".

Los tres escritores destacaron ese sentimiento de recogimiento que marca la nueva obra de Benedetti, que cubre con la patina de la experiencia y de cierta melancolía el compromiso social de un escritor que siempre se alzó contra los opresores de todo tipo.

"Acontece la noche y estoy solo/ cargo conmigo mismo a duras penas/ al buen amor se lo llevó la muerte / y no sé para quién seguir viviendo", dice Benedetti.

Parece recordar aquí a su esposa, Luz López, fallecida de Alzheimer en abril de 2006 y cuya falta "es el motivo de su tristeza", explicó Sylvia Lago.

Benedetti "no es solo una extraordinaria estética. Es una ética", añadió Lago, tras subrayar la "cercanía con su público".