Público
Público

El borrador danés pide recortar un 50% las emisiones en 2050

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El mundo debería recortar en un 50 por ciento las emisiones de gases con efecto invernadero en 2050 con respecto a los niveles de 1990, y la mayor parte debería provenir de los países ricos, según una propuesta de borrador de Dinamarca, anfitrión de la cumbre sobre el clima que tendrá lugar del 7 al 18 de diciembre.

Según el texto, del que Reuters pudo ver una copia, los países ricos deberían representar el 80 por ciento de los recortes.

Este documento, que podría convertirse en la base de un acuerdo político al final del encuentro en Copenhague, sugiere que el mundo tome 2020 como el año en el que las emisiones mundiales alcanzarán su máximo nivel. Pero no especificó ningún objetivo a medio plazo para los países desarrollados, una demanda clave de los países más pobres.

Además, pidió que se hagan esfuerzos para mantener el aumento de las temperaturas medias mundiales en dos grados centígrados.

"Las partes deberían trabajar juntas de manera constructiva para fortalecer la capacidad del mundo de combatir el cambio climático", dijo el documento.

La cumbre de Copenhague se ha quedado sin tiempo para alcanzar un acuerdo políticamente vinculante ante las diferencias entre los pobres y los ricos sobre qué países deberían recortar las emisiones, en qué cantidad y quién debería pagar. Pero están aumentando las esperanzas de que al menos se alcance un pacto político.

También se espera que los países en vías de desarrollo, encabezados por China e India, preparen un texto como base para las negociaciones.

El primer ministro danés, Lars Lokke Rasmussen, ha dicho que quiere un acuerdo "políticamente vinculante" de entre cinco y ocho páginas en el que haya anexos que detallen las obligaciones de cada país, como los recortes de las emisiones de los países desarrollados en 2020. Además, quiere que 2010 sea la fecha límite para pasar el acuerdo a un tratado legal.

INACEPTABLE

Es poco probable que las propuestas danesas sean bien recibidas por los países en vías de desarrollo, que esperan obtener decenas de miles de millones de dólares en ayuda anual para ayudarles a luchar contra el cambio climático.

El ministro indio de Medio Ambiente, Jairam Ramesh, dijo que la cumbre estará en "punto muerto" si la base de las negociaciones es el borrador danés, y agregó que el martes revelarán en Copenhague su propio plan.

"El borrador cumple nuestras expectativas y preocupaciones. Hay muchos elementos no negociables que el borrador danés no tiene en cuenta".

Países desarrollados como Reino Unido y Francia han ofrecido lanzar un fondo de 10.000 millones de dólares al año, pero los que están en vías de desarrollo piden mucho más, hasta 300.000 millones.

En los actuales tratados climáticos, los países pobres no están obligados a cumplir metas vinculantes sobre emisiones, pero muchos de ellos, como China e India, se han ofrecido a dejar de producir como hasta ahora si los países ricos les dan dinero y tecnología.

excepto Estados Unidos - deben cumplir unos objetivos de recortes entre 2008 y 2012. Copenhague pretende aprobar un sucesor que además incluya a más países a partir de 2013. EEUU no ratificó Kioto, argumentando que excluía a países grandes como China e India.

Además de dinero, los países en vías de desarrollo esperan metas más duras de parte de las naciones ricas y que ayuden a las pobres a adaptarse a las consecuencias del cambio climático y financien el cambio a un crecimiento económico más ecológico.