Público
Público

¿El Botox alivia el dolor de cuello?

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Genevra Pittman

Una revisión de estudiospublicados sugiere que el ingrediente activo de una inyecciónde Botox no aliviaría el dolor de cuello ni ayudaría a los quelo padecen a hacer actividad física o mejorar la calidad devida.

"La evidencia sólo sugiere que no da resultado", sentencióel autor de la investigación, doctor Paul Michael Peloso. Lospacientes con dolor de cuello "deben conversar con el médicosobre otras terapias".

El ingrediente, llamado toxina botulínica, se utiliza paratratar varias enfermedades, desde arrugas hasta migrañas ysudoración excesiva. Botox es una de las marcas disponibles yninguna fue aprobada por la Administración de Alimentos yMedicamentos para el tratamiento del dolor de cuello, aunquelos médicos la usan para fines no autorizados.

Según el Instituto de Medicina, el dolor crónico, incluidoel de cuello, le cuesta a Estados Unidos más de 600.000millones de dólares por año; afecta a 4 de cada 10 adultos (vernoticia de Reuters del 29 de junio del 2011).

Peloso, director de investigación clínica de Merck, enRahway, Nueva Jersey, dijo que los médicos consideran el usodel ingrediente de Botox para tratar el dolor de cuello cuandoel resto de los tratamientos, como el Tylenol, la aspirina o elejercicio, no dan resultado.

Cada inyección cuesta unos cientos de dólares y hay querepetirlas cada tantos meses para sostener el efecto.La revisión incluyó 9 estudios sobre el efecto de la toxinabotulínica A (Botox, de Allergan) en pacientes con dolor decuello nuevo o crónico y cefaleas asociadas.

Esos estudios compararon el efecto de la toxina coninyecciones placebo u otros tratamientos analgésicos mediantelas respuestas de los pacientes o las observaciones de losmédicos, la aptitud física y la calidad de vida. Los estudiosincluyeron un total de 503 pacientes (272 tratados con lasinyecciones de Botox).

El equipo de Peloso destacó que algunos estudios tuvieronlimitaciones en la forma de dividir a los pacientes en grupos oevitar que conocieran qué tratamiento recibían.

Pero, juntos, los estudios sugirieron que el Botox no habíaaliviado el dolor de cuello o las cefaleas asociadas, ya seasolo o combinado con ejercicio o analgésicos, al reevaluar alos pacientes a las 4 semanas y a los 6 meses del tratamiento.

Además, los usuarios de toxina botulínica fueron máspropensos a tener efectos adversos, como molestias o síntomasgripales, que los grupos control.

El equipo publica en Cochrane Library que casi todos losestudios demostraron que los beneficios no superaron losriesgos potenciales.

Una vocera del fabricante dijo a Reuters Health por e-mail:"Allergan no posee programas clínicos de evaluación de laefectividad y la seguridad de sus productos con toxinabotulínica en pacientes con dolor de cuello subagudo ocrónico", pero que Botox está indicado para el tratamiento dela "distonía cervical" y el dolor de cuello asociado. Opinó quela revisión no se concentró sólo en los tratamientos de lamarca Botox.

Peloso señaló que, por ahora, la mejor opción para aliviarel dolor de cuello sería el ejercicio que fortalece losmúsculos y mejoran la movilidad.

FUENTE: The Cochrane Library, online 5 de julio del 2011.