Público
Público

Bretón vuelve a la hoguera pero se empecina en que acusarle de quemar a sus hijos es "una aberración"

El padre de los niños desaparecidos, José Bretón, no ha sido interrogado por el juez y ha permanecido durante más de tres horas en el terreno

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las labores en la finca de Las Quemadillas en Córdoba ya han finalizado, después de que José Bretón permaneciera en ella durante algo más de tres horas. Desde las 8:45 de la mañana, hora a la que ha entrado el padre de los niños desaparecidos, se han recabado elementos y pruebas para esclarecer los datos en torno a la hoguera, tras los resultados de los dos informes de expertos independientes que aseguraban que los restos óseos hallados en la hoguera eran humanos y no animales, como se indicó en un principio.

A José Bretón, el padre de los niños Ruth y José desaparecidos desde octubre de 2011, le parece 'una aberración' que se diga que sus hijos han sido quemados, según ha declarado su abogado al finalizar hoy nuevas pruebas policiales en la finca Las Quemadillas.

El letrado de la defensa,  José María Sánchez de Puerta, ha declarado a la salida de la finca que el juez no ha interrogado a José Bretón. Ha dicho a los periodistas que el padre de los pequeños, en prisión desde poco después de su desaparición, se ha mostrado tranquilo, 'no ha confesado' y 'no admite su culpabilidad'. Bretón ha estado en la zona de la hoguera aunque no ha sido sometido a ninguna pregunta y posteriormente ha abandonado la finca en el furgón policial que le conduce a la prisión de Alcolea (Córdoba).

El juez encargado del caso, José Luis Rodríguez Lainz, juez encargado del caso, ha solicitado dos nuevas pruebas de carácter morfológico para comprobar 'si efectivamente son restos humanos' los que contenía la hoguera de la finca, al tiempo que ha vuelto a decretar el secreto de sumario en la investigación.

En concreto, 'se ha sacado de nuevo tierra de la hoguera, se han recogido unos bidones, unos utensilios como palas, varios palos y una mesa de hierro, que supuestamente tuvo contacto con la hoguera', tras lo cual han perfilado un acta, y ha concluido 'el procedimiento, que ha sido corto y con esto ya se termina en Las Quemadillas', según el abogado.

Al respecto, señala que el registro se ha realizado 'a pie de la hoguera', que ya 'se ha rastreado 20 veces y ahora se han vuelto a sacar nuevas muestras de tierra, que van en sacos sellados', tal y como puntualiza Sánchez de Puerta, quien espera tener acceso la próxima semana a los dos informes solicitados por el juez para analizar los resultados y en caso de que se confirme que son restos de niños, la defensa plantearía un contrainforme.

Preguntado por los dos informes de expertos independientes que concluyen que los restos son de niños, dice que el informe de la Policía Científica también es 'tajante' en cuanto a que 'los restos son de animales', por eso pide esperar a los resultados, aunque admite que 'si se demostrara de manera tangible que los restos son de humanos, la Fiscalía calificaría como dos delitos de asesinato' y por tanto, 'tendría que replantear toda la defensa'.

En cualquier caso, reitera que 'todavía quedan los dos informes', a lo que añade que 'sigue siendo prueba contundente la del ADN' sobre los restos, que fueron quemados a una temperatura que podría haber alcanzado los 800 grados centígrados, por lo que dificulta dicha prueba. 

José Bretón, el padre de los niños desaparecidos Ruth y José, ha entrado pasadas las 8:45 horas en el furgón policial que le trae desde la prisión a la finca de Las Quemadillas, en Córdoba, y ha estado presente en las nuevas pruebas que perseguían esclarecer datos en relación con la hoguera de la parcela en la que supuestamente se habrían encontrado restos humanos.

La entrada de Bretón en la finca se ha producido con un amplio dispositivo policial. Minutos después, en torno a las 9:00 horas entraba el abogado del padre de los niños, José María Sánchez de Puerta, sin atender a los medios de comunicación que se ubican en una de las entradas a la calle de la parcela. En la misma, aparte de los medios y los agentes, no había presencia de personas de la Plataforma Justicia por Ruth y José, ni curiosos.