Público
Público

Bruselas busca una regulación armonizada

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Comisión Europea ha presentado nuevas normas para tratar igual en toda Europa a las ventas a corto. Las propuestas, que entrarán en vigor a finales de 2012, son consideradas por el comisario de Mercado Interior como un coto al 'Oeste salvaje' que imperó durante los momentos previos de la crisis y los ataques a la credibilidad de las finanzas públicas de varios países europeos.

Con las nuevas normas, una nueva autoridad europea que comenzará a funcionar el 1 de enero de 2011 coordinará las restricciones o incluso prohibiciones a las ventas a corto, con capacidad para prohibirlas en toda la UE, si es necesario. Además, Bruselas pretende incrementar la transparencia y generalizar que toda apuesta a corto que implique más del 0,2% del capital de una empresa tenga que ser notificada a los reguladores. Si la apuesta supera el 0,5% de la compañía, el especulador tendrá que informar además al mercado. Es decir, generalizar lo que ya está aplicando la CNMV española.

En cuanto a las apuestas a corto con deuda pública, la Comisión propone también umbrales, que deberán ser fijados en función de la fortaleza de cada país.

En este sentido, la CNMV española insiste en destacar 'que las posiciones bajistas no deben contemplarse como un elemento negativo o perturbador: los bajistas contribuyen tanto como los alcistas a la eficiencia de los mercados y a la formación de los precios de los activos'. Su vicepresidente, Fernando Restoy, aseguró en junio 'que una prohibición generalizada de las ventas a corto en deuda soberana podría dificultar las transacciones e incluso la financiación del Tesoro en los mercados'.