Público
Público

Bush asegura que pensaba sustituir a Dick Cheney

El ex presidente de EEUU califica a su vice como el «Darth Vader de la Administración»

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

George W. Bush era muy consciente de la mala imagen de su vicepresidente Dick Cheney desde el principio de su mandato. "La gente le veía como alguien oscuro y sin corazón, el Darth Vader de la Administración", cuenta Bush en sus memorias Decision Points, que salen a la venta el próximo martes y cuyo contenido fue adelantado ayer por medios estadounidenses.

Ante las elecciones presidenciales de 2004, Cheney ofreció al presidente su dimisión para que este pudiera presentarse con otro número dos a la reelección. Bush consideró la oferta, sobre todo en clave de "demostrar que yo estaba al mando", pero finalmente rechazó la opción de deshacerse de su vice.

En el libro, Bush defiende una vez más la invasión de Irak en 2003, la decisión más grave y más polémica de sus ocho años en la Casa Blanca, diciendo que los iraquíes viven mejor sin "el dictador homicida", Sadam Hussein. El ex mandatario describe sus emociones ante el fracaso de los servicios de inteligencia de EEUU que no encontraron las armas de destrucción masiva de Sadam que sirvieron a Bush para justificar la guerra. "Nadie estaba más enfadado que yo cuando no las encontramos. Sentía mucha rabia cada vez que lo pensaba y aún lo siento", asegura.

Sin embargo, peor llevaba las críticas por su actuación en la catástrofe del huracán Katrina en 2005, que devastó Nueva Orleáns. Algunas voces en EEUU achacaron entonces la tímida respuesta de la Administración de Bush ante el desastre a un cierto racismo del presidente que supuestamente se preocupaba menos por la población, en su mayoría negros, de la ciudad inundada. "Fue el peor momento de mi presidencia", admite en el libro.

"Un barco que se hunde"

El final de su presidencia fue marcado por la crisis financiera y económica que golpeaba con fuerza en 2008. El ex presidente republicano lo recuerda muy vivamente: "Me sentí como el capitán de un barco que se hunde".