Público
Público

Los camioneros y los taxistas protestan ante las medidas contra la crisis

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los camioneros italianos bloquean desde primeras horas de la mañana de hoy las principales autopistas del país en protesta contra algunas de las medidas adoptadas por el Gobierno para atajar la crisis, como la subida de la gasolina.

Por otra parte, también los taxistas convocaron para hoy una huelga contra el aumento de las licencias en el sector, incluido en el paquete de liberalizaciones presentado el pasado viernes por el Ejecutivo de Mario Monti.

Desde anoche, los camioneros se han concentrado con sus vehículos en 60 puntos de peaje de las principales autopistas italianas bloqueando la circulación y permitiendo el paso de los vehículos solo por un carril, lo que está provocando importantes atascos.

La movilización de los camioneros comenzó en Sicilia, donde durante algunos días hubo escasez de alimentos e incluso se acabó la gasolina en toda la isla, pues no se procedía a la distribución, y posteriormente la protesta se ha extendido en toda italia.

Los camioneros, que han anunciado cinco días de movilizaciones, protestan por la decisión del Gobierno tecnócrata de Mario Monti de aumentar los impuestos sobre la gasolina, lo que ha elevado su precio, así como la subida del peaje en las autopistas que cada día recorren.

Los camiones bloquean por el momento varios puntos de la autopista A1, entre Roma y Nápoles, así como también se han concentrado en varias carreteras de las regiones sureñas de Campania, Apulia y Calabria.

Además, hoy también está prevista la huelga convocada por los taxistas que no circularán desde las 8:00 a las 22.00 hora local en todas las ciudades italianas.

Los taxistas, que ya habían protagonizado varios parones no autorizados la semana pasada, piden una nueva reunión con el Gobierno para discutir el decreto de liberalizaciones que prevé el aumento de las licencias.

Ante la ausencia de taxis, el ayuntamiento de Roma ha puesto a disposición en el aeropuerto Leonardo da Vinci, en Fiumicino, un servicio de ayuda a los pasajeros para indicarles con qué medios pueden llegar a sus destinos.