Público
Público

Camps impone la ley del silencio en el PP valenciano

El Comité Ejecutivo Regional otorga amplios poderes al presidente de la Generalitat para expulsar a quien le critique en público. Antonio Clemente será el nuevo secretario general y Rafael Blasco es nombrado portavoz del PP en Les

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El actual vicepresidente de Les Corts Valencianes, Antonio Clemente, fue propuesto por el presidente del PPCV, Francisco Camps, como sustituto de Ricardo Costa al frente de la Secretaría General del partido, según fuentes populares.

Esta decisión fue adoptada en el Comité Ejecutivo Regional que se celebró en la sede del PPCV para abordar la situación interna del partido tras la destitución de Costa y su suspensión cautelar de militancia a raíz de su implicación en el caso Gürtel.

Aparte de los nuevos nombramientos, Camps anunció que no aceptará críticas al margen del funcionamiento del partido. En la reunión de la Ejecutiva se le dió amplios poderes para que pueda expulsar a aquellos militantes que no respeten los cauces del partido y hablen públicamente.  'Todo aquel militante que hable fuera de los órganos internos del partido de cosas que tiene que hablar dentro de los órganos democráticos del partido, no cabe en este partido'.

A propuesta de Camps, Rafael Blasco sea el nuevo portavoz del grupo popular en Les Corts, un cargo que también había abandonado Costa y que compaginará como conseller de Inmigración y Ciudadanía.

Por su parte, el alcalde de Castellón, Alberto Fabra, y el vicepresidente tercero del Consell, Juan Cotino, serán coordinadores del partido, un cargo hasta ahora inexistente. Además,  José Císcar, actual delegado del Consell en Alicante y ex alcalde de Teulada, será el vicesecretario general del partido, mientras el actual portavoz del grupo popular en Les Corts tras la marcha de Costa, Rafael Maluenda, será propuesto como vicepresidente primero del Parlamento valenciano tras el ascenso orgánico de Clemente.

Las propuestas de Camps para cambiar el organigrama del PP valenciano sólo rciebieron cuatro votos en contra, segñun reveló a la salida de la reunión la alcaldesa de Valencia, Ritá Barberá. El Comité Ejecutivo regional duró apenas 50 minutos. 

Ricardo Costa, suspendido cautelarmente de militancia por parte de la dirección nacional del partido, no acudió a la reunión, que ha congregado a un número de medios de comunicación algo inferior a la celebrada el pasado día 13, tras la cual se produjo el cruce de comunicados entre las direcciones nacional y regional sobre el estado político del ex 'número dos' de Camps.

Después de la Ejecutiva, Francisco Camps ofreció una rueda de prensa ante los medios flanqueado por los nuevos cargos del partido. El presidente de la Generalitat valenciana justificó los cambios 'por las circunstancias' vividas las últimas semanas y porque considera que es lo más conveniente para la formación a falta de un año y medio para la celebración de las elecciones autonómicas y municipales.

Camps dijo afrontar 'con ilusión y muchas ganas' el año y medio que resta de legislatura autonómica y su candidatura para la reelección como president de la Generalitat, y descartó adelantar las elecciones, como exige la oposición.

El jefe del Consell se siente avalado electoralmente por 'el mayor apoyo democrático de la historia' de la Comunitat, y en cuanto a los cuatro votos en contra que se han registrado en la votación los calificó de 'minoría exigua'.

Camps defendió su gestión de la crisis generada por el caso Gürtel y su lealtad a Mariano Rajoy. Explicó que había comunicado los cambios a Rajoy y 'está encantado', y reivindióo que ambos han tenido 'vidas paralelas' en su carrera política y una forma de ver la vida 'muy parecida', lo que hace que mantengan 'una simpatía y una relación de amistad' a su juicio 'muy íntima y muy especial'.

'He sido leal siempre con mi presidente, y cualquier cambio importante' en la Comunitat 'siempre, en todo momento' ha sido comunicado antes a Rajoy, ha dicho Camps, quien ha señaló que, dentro del partido, todos se deben cada día al presidente.