Público
Público

Carrera frenética europea por fondos que no existen

La apuesta por el crecimiento y el empleo, especialmente el juvenil, será sobre el papel uno de los temas más destacados de la cumbre de hoy

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

¿Cuánto dinero no gastado en ayudas hay disponible en Europa para el nuevo fondo de crecimiento? Según la Comisión Europea, tras varios días revisando los libros contables, 82.000 millones de euros. Según el secretario de Estado para la Unión Europea, Íñigo Méndez de Vigo, más de 100.000. Otros cálculosque maneja el Ejecutivo español elevan la cifra a 130.000 millones. ¿Mucho dinero? En realidad, no. La apuesta por el crecimiento y el empleo, especialmente el juvenil, será sobre el papel uno de los temas más destacados de la cumbre de hoy, pero no cuenta hasta ahora con nuevos recursos. Todas esas cifras se refieren a fondos que el presupuesto de la UE no ha comprometido todavía o que han sido devueltos por uso indebido o cambio de prioridades. Fondos ya presupuestados para invertir en los propios estados que, de no ser gastados, regresan de todos modos al Tesoro de los países miembros al final del ciclo presupuestario, que termina en 2013.

Un documento atribuido a Angela Merkel y Nicolas Sarkozy que circula desde hace dos semanas de despacho en despacho, propone que la cumbre de hoy cree 'un fondo para el crecimiento y la competitividad' para países rescatados o con graves problemas de paro, como España. 'El objetivo es facilitar la transición desde los estudios hacia el primer trabajo y dar oportunidades a los más jóvenes', aseguró una fuente europea.

Con los cálculos de Bruselas, a falta de dos años para que acabe el actual ciclo presupuestario, de los 82.000 millones de dinero que todavía no ha sido comprometido, 10.700 corresponden a España. De ellos, 8.000 proceden de los fondos estructurales y de cohesión y 2.700, del Fondo Social Europeo (FSF), aunque,según la contabilidad que el Gobierno español remitió a Bruselas a finales de año, de este último instrumento todavía quedarían aproximadamente 4.000 millones por utilizar. Es el FSF el que puede tener un mayor impacto en la creación de empleo, ya que puede utilizarse 'para formación, pero también para respaldar reformas en el mercado de trabajo', según la portavoz comunitaria de Empleo, Cristina Arhigo.Con este instrumento podría acompañarse la reforma laboral que prepara el Gobierno, así como financiar proyectos concretos y a corto plazo.

El esfuerzo está muy lejos del estímulo presupuestario que exigen a la eurozona desde hace años los sindicatos, pero también analistas y Gobiernos como el de EEUU. 'Sin una inversión sostenible en el crecimiento, las medidas de austeridad no conducirán al fin de la crisis del euro', asegura la Confederación Europea de Sindicatos (CES) en uno de sus documentos recientes. Según la CES, presidida en la actualidad por Ignacio Fernández Toxo, secretario general de Comisiones Obreras, la UE debería 'excluir a la inversión pública que fomenta el crecimiento de la regla de la consolidación fiscal, salvaguardar los ingresos públicos comprometiéndose a luchar contra el fraude fiscal y la evasión de impuestos', así como introducir ya una tasa a las transacciones financieras y ordenar al BCE que intervenga para estabilizar los mercados. La cumbre de hoy será una prueba de fuego para juzgar si los líderes de la UE son capaces de cuadrar el círculo y conjugar austeridad y crecimiento. Entre las medidas que supuestamente ayudarán a recuperar el crecimiento están viejas iniciativas pendientes, como el establecimiento de una patente común europea o avances en la ronda de Doha.