Público
Público

La Casa Blanca confirma el temor: EEUU crecerá sólo un 1,7% este año

La Oficina de Presupuesto rebaja un punto la previsión de aumento del PIB de 2011 y deja en el 2,6% la de 2012

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El nuevo resfriado de la economía mundial empieza a confirmarse en cifras oficiales. Estados Unidos y Europa, con Alemania como foco de los temores de vuelta a la recesión, están en el centro de todas las miradas. La Oficina de Presupuesto de la Casa Blanca (OMB) anunció ayer que ha revisado a la baja sus previsiones de crecimiento de la economía de EEUU tanto para este ejercicio como para el próximo. De pronosticar una creación de riqueza (PIB) en 2011 un 2,7% superior a la de 2010, ha pasado a situar la previsión en el 1,7%. Un punto menos que, entre otras cosas, no permitirá crear empleo, por lo que, según las previsiones de la OMB, la tasa de paro seguirá este año en torno al 9%.

Pero lo más inquietante es que no se prevé que baje de ese nivel tampoco en 2012, año en que la economía de EEUU, según la Oficina de Presupuesto, crecerá un 2,6%. Esta nueva estimación se compara con un pronóstico previo de crecimiento del 3,5%.

La tasa de desempleo se mantendrá en el 9% hasta 2013

El documento de la Casa Blanca explica que las causas de este menor crecimiento están en el aumento de los precios del petróleo, la frágil recuperación del mercado inmobiliario en Estados Unidos y la ralentización de la economía europea.

Esta última causa es prueba una vez más de lo complicado o imposible que es en el mundo globalizado actual que todas las economías confíen en crecer exportando mientras la demanda interna languidece. Alemania lo ha aprendido en el segundo trimestre del año, cuando su PIB creció tan sólo un 0,1% frente al 1,3% del primero, dato que ha hecho saltar las alarmas sobre un nuevo estancamiento de Europa.

Es más, países como España ven ahora difícil cumplir sus objetivos de crecimiento (fijados por el Gobierno en el 1,3% para 2011) debido a la ralentización de la economía mundial.

La inflación se revisa al alza, lo que afectará al poder adquisitivo

El director de la OMB, Jack Lew, aseguró ayer, durante la presentación del informe, que los datos 'subrayan la necesidad de volver a una senda fiscal sostenible', y que se necesita también invertir en el crecimiento a largo plazo y la creación de empleo. El desempleo es precisamente el tema central de la próxima comparecencia en el Congreso de su país del presidente de EEUU, Barack Obama, que tendrá lugar el próximo 8 de septiembre. Según la OMB, la tasa de paro no bajará hasta 2013 e incluso entonces se situará aún en el 8,5%.

Si se ofreció un dato como positivo fue el que se ha convertido en la casi única preocupación de los gobiernos: el déficit. La Administración Obama redujo el déficit federal de este año a 1,3 billones de dólares (8,8% del PIB), frente a los 1,65 billones estimados previamente. La estimación es que en 2012 el déficit se sitúe en un 6,1% del PIB.

El Estado, por tanto, no tirará de la demanda interna. Y los consumidores tendrán un nuevo motivo para no hacer grandes gastos: un menor poder adquisitivo derivado de la inflación, que se espera se incremente hasta el 2,8% en 2011, un punto y medio por encima de lo vaticinado en febrero.

El índice PMIde Europa indica nueva contracción de la actividad

Por otro lado, el PMI manufacturero de la zona del euro, que mide las expectativas de los directivos de las empresas industriales, se situó en agosto en 49 puntos, frente a los 50,4 que había registrado en el mes anterior. Un nivel por debajo de 50 indica contracción de la actividad. En España, el índice está en el 45,3.