Público
Público

Cayo Lara cree que la crisis castigará al PSOE en las europeas y beneficiará a IU

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El coordinador general de Izquierda Unida, Cayo Lara, está convencido de que IU aumentará su respaldo electoral en los próximos comicios europeos y "desgraciadamente" lo hará, en parte, a costa de un PSOE "muy desgastado" por la crisis económica.

"Vamos a cerrar las heridas" en IU para que se abra un nuevo tiempo nuevo en esta organización, garantiza Lara en una entrevista con Efe.

Sin ambiciones en lo personal ni en lo político, según propia confesión, admite que, al igual que no se veía como coordinador general, tampoco se imagina como cártel electoral de esta fuerza en las elecciones del 2012.

En cuanto a las elecciones europeas, rehúsa desvelar si IU se presentará finalmente en coalición con ICV alegando que tiene que ser el Consejo Político Federal que se reunirá el 7 de febrero el que decida las posibles alianzas.

Lara entiende que IU puede verse beneficiada por un posible voto de castigo al PSOE debido a la crisis, que "ha descolocado a mucha gente" que pensaba que el sistema capitalista de desarrollo "iba a ser permanente".

Según su parecer, "hay muchos ojos" posados sobre las espectativas que puede crear IU junto con ciertos movimientos sociales o sindicales que se mueven de manera crítica y alternativa.

Esa es la clave que, para Lara, puede favorecer un "crecimiento importante" de IU si lo hace bien, tiene "la mano tendida" y es capaz de ser "abierta a poder coincidir con la gente en las propuestas concretas".

Una mejoría en las urnas que no cree que se produzca en el caso de las elecciones gallegas, comunidad en la que su organización está "flojita" en cuanto al apoyo ciudadano.

Sobre los comicios vascos, no se pronuncia sobre hipotéticas alianzas postelectorales, porque IU -alega- no va a incidir en las decisiones que adopten las federaciones territoriales.

Con todo, dice estar seguro de que sus compañeros van a ser escrupulosos para que no se dañen los intereses del conjunto de la organización.

Preguntado por los acontecimientos que le auparon al liderazgo de IU, Lara rechaza sentirse menos legitimado por el hecho de que fuera elegido en el Consejo Político y no en la Asamblea Federal previa.

A su juicio, se trataba de salir de la Asamblea con una mayoría pírrica y una minoría enfrentada o posponer la elección, como finalmente se hizo. "Creo que acertamos en la decisión", apostilla.

"Si quedan corrientes internas se acabarán, porque las corrientes dan pulmonías", asegura, y promete trabajar para entenderse en lo concreto, partiendo de la base de que en la nueva dirección están representadas todas las sensibilidades de la organización.

Respecto al papel del único diputado de IU, Gaspar Llamazares, apunta que el ex coordinador general tiene el protagonismo que "tiene que tener".

"Con Gaspar no vamos a tener ningún problema", dice, persuadido de que "habrá un periodo de muy buena relación" y de "concordia" con su antecesor.

En cualquier caso, dice que la Asamblea Federal "ha cohesionado" la organización, "la ha cohesionado" y ha logrado impregnar entre la militancia un clima de ánimo que no existía hace unos meses.

Y es que Lara tiene la creencia de que se ha generado una expectativa importante en España con "la nueva Izquierda Unida" surgida de la Asamblea Federal.

En cuanto a la reforma de la ley del aborto Lara duda de la voluntad del Gobierno y recuerda que José Luis Rodríguez Zapatero ganó las elecciones del 2004 prometiendo una modificación de la norma que todavía no se ha llevado a cabo.