Público
Público

La CEOE pide elevar la edad de jubilación para ganar "credibilidad"

Su secretario general, José María Lacasa, pide revisar la relación entre las contribuciones efectuadas y los derechos de pensión generados

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La CEOE no está contenta con el recorte presupuestario ni con la reforma laboral aprobada por el Gobierno. Quiere más. Este martes, su secretario general, José María Lacasa, ha pedido una reforma urgente del sistema de pensiones que eleve la edad de jubilación 'gradualmente' y que revise la relación entre las contribuciones efectuadas y los derechos de pensión generados. 

Según Lacasa, que comparecía ante la Comisión del Pacto de Toledo, la medida tendría un efecto 'inmediato' sobre la financiación de la economía española y mejoraría la 'credibilidad' española entre los ahorradores mundiales. 'Los mercados financieros no permiten demora alguna', ha asegurado tras reconocer que, sin embargo, la reforma tendría 'un efecto lejano' sobre las cuentas de la Seguridad Social. 

La CEOE propone esta medida para garantizar la 'pervivencia' del sistema de reparto, que se vería afectado por el envejecimiento de la población y el gasto en pensiones. La mejora de la financiación, en opinión de Lacasa, generaría una 'rebaja sensible' de las cotizaciones y tendría un impacto directo sobre la recuperación y el empleo. 

'El ajuste descansa excesivamente en la inversión pública'

El secretario general de la patronal ha asegurado que la congelación de las pensiones, prevista para el 2011, es una medida positiva que genera un 'ahorro importante' para consolidar el nivel presupuestario del sistema. También ha reconocido que es una reforma 'muy difícil y extraordinaria' pero que es 'tan urgente' como la del mercado de trabajo, porque la 'inestabilidad' de los mercados financieros hace que los inversores teman por la sostenibilidad del sistema de la Seguridad Social a largo plazo. 

Sobre el ajuste del Gobierno, Lacasa considera que falta 'contundencia y coherencia'. 'El ajuste descansa excesivamente en la inversión pública y es claramente insuficiente en gasto corriente e inversiones, y la reforma laboral carece de la energía necesaria', ha asegurado. 

Lacasa pide una reforma laboral que introduzca flexibilidad

A su juicio, existen márgenes importantes de recorte en otros campos, como subvenciones a servicios públicos y eliminación de trabas administrativas, que por sí solas supondrían unos 3.000 millones de ahorro y una cantidad equivalente para la Administración.

Además, reclamó una reforma laboral de 'calado' que introduzca dosis de flexibilidad rompiendo con la dualidad y buscando una situación 'un poco más estable' del empleo a través de medidas como una revisión del contrato de formación para jóvenes y el contrato a tiempo parcial.

Lacasa, que rechazó de plano cualquier aumento impositivo, ha acusado al Gobierno de haber cometido un 'error de percepción' sobre su capacidad de endeudamiento, en especial sobre el ahorro, y ha recalcado que la principal garantía para las pensiones es el empleo, que ahora está gravado 'excesivamente' por las cotizaciones sociales, cinco puntos superiores a la media europea, lo que 'mina' la competitividad.

En este sentido, acusó al Gobierno de haber utilizado el superávit del sistema de la Seguridad Social para 'enmascarar' la realidad presupuestaria del Estado, ha asegurado que las cuentas públicas 'nunca han estado equilibradas', sino que su déficit era inferior al del sistema de la Seguridad Social, nutrido por una 'sobrecotización social' que ahora hay que evitar 'a toda costa'. 'Con un impuesto sobre el trabajo se ha compensado históricamente la incapacidad del Estado para asumir las cuentas', ha remarcado.