Público
Público

Cerrar colegios podría reducir un 21% el contagio de gripe A

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El cierre de colegios podría reducir la transmisión de la gripe pandémica H1N1 en una quinta parte, pero el impacto macroeconómico negativo de esta medida debe ser considerado junto a sus beneficios, dijo el viernes un grupo de científicos.

Los investigadores revisaron datos de ocho países europeos y descubrieron que el cierre de escuelas ante la aparición de una de enfermedad infecciosa pandémica como la gripe A/H1N1 podría reducir en un 10 por ciento los contactos directos y reduciría la expansión del virus en un 21 por ciento.

"Los niños son importantes agentes de propagación de muchos patógenos de contacto directo debido a sus frecuentes e íntimos contactos sociales, (y a) su higiene general", dijo Niel Hens, de la Universidad Hasselt y Antwerp en Bélgica, quien dirigió el equipo de investigación.

"La reducida oportunidad de contacto (...) sería un gran beneficio en una situación de pandemia", agregó.

Cuando el virus H1N1 llegó en abril por primera vez a Gran Bretaña, las autoridades pidieron a miles de niños que no asistieran al colegio para tratar de frenar la transmisión de la enfermedad y también ha habido cierres esporádicos en otros países de Europa.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), que declaró una pandemia del virus de la gripe H1N1 en junio, dijo que los gobiernos debían decidir si cierran las escuelas.

La mayoría no adoptó la medida debido a que el virus se ha extendido ampliamente en muchas poblaciones y el cierre de centros escolares haría que empleados de servicios de salud y trabajadores de otras áreas tuvieran que quedarse en casa para cuidar a sus hijos, reduciendo la producción y perjudicando a unas economías ya debilitadas.

El estudio de Hens usó datos de Bélgica, Reino Unido, Finlandia, Alemania, Italia, Luxemburgo, Polonia y Holanda para estimar los efectos del cierre de colegios regulares en el número de contactos directos que la gente tiene en un día.

Los investigadores descubrieron que, en general, los contactos se reducen en cerca de un 10 por ciento cuando se cierran los centros.

"Si podemos asumir que el cierre de escuelas en una situación de pandemia se asemeja a lo que ocurre en las vacaciones, entonces nuestros resultados muestran que una estrategia de este tipo tendría un impacto significativo en la transmisión de la enfermedad, de cerca de un 21 por ciento", afirmaron.

"Por otra parte, los fuertes costes macroeconómicos previstos por el cierre de escuelas deberían ser sopesados contra sus beneficios", agregaron en el estudio publicado en BioMed Central Infectious Diseases.